Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La Generalitat niega ahora que busca jueces para la Cataluña independiente

Los jueces catalanes piden que se actúe contra el magistrado Santiago Vidal

Santiago Vidal, en una imagen de archivo.
Santiago Vidal, en una imagen de archivo.

El Departamento de Justicia de la Generalitat ha emitido esta mañana un breve comunicado en el que niega "taxativamente" que el Gobierno catalán esté reclutando jueces para una hipotética Cataluña independiente. La nota asegura también que, "evidentemente", desde el departamento no se ha hecho ningún encargo en ese sentido.

El comunicado sale al paso de la noticia publicada este viernes por EL PAÍS en la que se desvelaba que el Gobierno catalán ha iniciado los trabajos para reclutar unos 250 jueces para el día que se cree el nuevo Estado catalán. Esa es la estimación que ha hecho la Generalitat de las plazas que quedarían vacantes, de una plantilla total de 800 jueces y magistrados, cuando se consume la secesión y que se piensan cubrir con abogados con un mínimo de diez años de ejercicio.

El encargo para buscar nuevos jueces lo realizó el propio consejero de Justicia, Germà Gordó, al magistrado Santiago Vidal, suspendido por tres años por participar en la redacción de un borrador de la Constitución catalana. Vidal fue contratado por el consejero de Justicia como personal no eventual el pasado 1 de julio y fue en ese marco en el que se le realizó el encargo, según explicó el propio Vidal con toda clase de detalles a EL PAÍS, que ahora niega la Generalitat.

El Tribunal Superior de Justicia de Cataluña también ha reaccionado este viernes y ha reclamado a la Generalitat que actúe contra Santiago Vidal. Los representantes de los jueces catalanes consideran que la selección de abogados para hacer de jueces en una Cataluña independiente "compromete gravemente" la obligación que tienen los poderes públicos "de promover la confianza colectiva en el Poder Judicial". Por ese motivo, reclaman que la Generalitat exija a Vidal "las responsabilidades correspondientes".

Un portavoz del Departamento de Justicia ha declinado esta tarde comentar si el consejero Germà Gordó ratificará a Santiago Vidal o lo destituirá. "Ya hemos dicho todo lo que teníamos que decir", aseguró una portavoz oficial de la Generalitat.

Por su parte, Consejo de la Abogacía de Cataluña ha salido en apoyo de la Generalitat para negar que se esté realizando este reclutamiento de jueves "y evidentemente desde el Departamento de Justicia no se ha hecho ningún encargo al Consejo". Nada de eso se dice en la información publicada este viernes en la que, por el contrario, Santiago Vidal sí relata que consultó su plan con los colegios de abogados y que estos mostraron su aprobación, cosa que ahora también niega también el Consejo de la Abogacía Catalana.

El magistrado suspendido también relató que había comentado su trabajo a los presidentes de la asociación de jueces y fiscales sustitutos y que estos mostraron su aprobación. Sin embargo, son insuficientes para cubrir las 250 plazas que quedarían vacantes con una Cataluña independiente y de ahí la necesidad de reclutar jueces entre los abogados. Vidal explicó también a EL PAÍS que ha mantenido diversas entrevistas con abogados a título individual para animarles a que se presenten cuando se realice la convocatoria.

La estimación de las plazas que quedarían vacantes realizada por Vidal se enmarca en la redacción del Libro Blanco sobre la Justicia de Cataluña, un trabajo que será presentado el 9 de octubre ante el Observatorio Catalán de la Justicia.

Los candidatos a la Generalitat reaccionaron ayer de manera distinta del reclutamiento de jueces encargado por Justicia. Lluís Rabell, candidato de Catalunya Sí que es Pot, ha afirmado que esa no es la mejor forma de poder crear estructuras de Estado y ha vuelto a reivindicar el referéndum como la mejor fórmula para desatascar el conflicto político.

Por su parte, Josep Manel Busqueta, número tres de la CUP aseguró: “No obligaremos a nadie que se vaya, siempre tendremos los brazos abiertos a los que quieran venir” mientras que Ramon Espadaler (Unió) afirmó: "Un Estado de derecho es mucho más serio que un juez como Santi Vidal escogiendo sus colegas".

Para el candidato democristiano, "un proyecto así carece de calidad democrática, no es la manera de hacerlo ni el momento. Esto es un ejemplo de las situaciones por las que decidimos dejar el Gobierno, cosas que nosotros no podríamos asumir". Finalmente, el candidato del PP, Xavier García Albiol, ha querido quitar trascendencia a la iniciativa y ha considerado que, dependiendo de los resultados del domingo "no va a servir de nada".

* Con información de Àngels Piñol, Camilo S. Baquero, Ivanna Vallespín y Ana González Liste.

 

Más información