CDC vende su sede principal y comprará otra para reducir costes

El edificio estaba entregado en el juzgado como aval de pago a raíz del 'caso Palau'

Convergència ha vendido su histórica sede de la calle de Còrsega, en Barcelona, al Grupo Platinum, de Hong Kong, para trasladarse a otra más funcional y económica y acorde con el “proceso de refundación” iniciado por el partido, según informó ayer el partido. CDC no quiso desvelar el importe de la operación ni su futuro emplazamiento. La cúpula convergente está ultimando la compra de una nueva sede en el Eixample y hasta su mudanza estará de alquiler. Convergència presentó ante el juzgado en 2012 su sede como aval para hacer frente a los 3,2 millones de euros como responsabilidad civil fijados por su supuesta implicación en el caso Palau. El partido ya ha depositado en el juzgado otros locales de Barcelona y de fuera para afrontar esa fianza.

Más información
El juez ve “indicios sólidos” de que CDC se lucró con el desfalco del Palau
Fianza millonaria a CDC por el caso Palau
El ‘caso Palau’ languidece entre recursos y parones

Francesc Sánchez, coordinador de régimen interno de CDC, puso el acento en que la operación refleja que la sede no estaba embargada por el caso Palau. “No la podríamos haber vendido si fuera así”, afirmó. Acompañado por Mercè Conesa, portavoz del partido y alcaldesa de Sant Cugat, Sánchez apuntó que la formación ya ha cerrado los trámites en el juzgado. Fuentes del partido sostienen que en 2012 podían haber soportado los 3,2 millones de fianza con otros bienes, pero que optaron por aportar como aval su sede principal por la celeridad con la que debieron actuar. Sea como sea, la oposición ha recriminado a CDC que el embargo de su emblemática sede era un símbolo de su implicación en casos de corrupción.

La decisión de vender Còrsega la tomó el comité de dirección en su proceso de “reflexión” con vistas a refundar el partido. El debate culminó con la necesidad de celebrar un congreso a final de este año o a principios de 2015 y desprenderse de los dos inmuebles de Còrsega que ocupan 5.000 metros cuadrados. La operación permitirá a CDC reducir sus gastos corrientes en un 30 %. Sánchez aseguró que la iniciativa de la operación partió del partido y que se cerró sin intermediarios. El Grupo Platinum ya adquirió el Edificio Estel, la antigua sede de Telefónica, en Barcelona.

Conesa explicó que la operación tiene una vocación de transparencia, de adecuación al siglo XXI y que eso exigía un cambio de espacio. “En esta sede es complicado hacer actividades del partido. Queremos tener las puertas de cristal en un local más diáfano y abierto a la ciudadanía con capacidad de trabajar en equipo”, dijo la portavoz en alusión a que las dos fincas están formadas mayoritariamente por pequeños despachos. Su objetivo es que la nueva sede albergue la celebración de las noches electorales y los consejos nacionales, que hasta ahora suelen celebrar en hoteles.

Sánchez aseguró que el cambio de la sede del partido no supone dar un portazo con el pasado, ensombrecido por el fraude fiscal cometido por su fundador, Jordi Pujol. “Estamos muy orgullosos de CDC. No es un corte con el pasado sino una puerta a un futuro más abierto y transparente”. Convergència se mudará en un plazo de un año con lo que completará en Còrsega el ciclo electoral. CDC se instaló en esa sede en 1998 tras adquirirla al Grupo Enher por 625 millones de pesetas en una operación envuelta en la polémica al ser un precio muy inferior al de mercado. El PSC vinculó esa rebaja al apoyo de CiU a la política energética del PP. Sánchez garantizó que todos los detalles de la doble operación, cuando esté totalmente cerrada, serán publicados en la página web del partido.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

Regístrate gratis para seguir leyendo

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS