Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Alhóndiga, la ‘joya’ de Azkuna

El emblemático centro recibe el nombre del recordado alcalde de Bilbao

Ibon Areso, a la izquierda, junto al teniente alcalde de la villa, José Luis Sabas, en la presentación de la nueva denominación del centro en homenaje a Iñaki Azkuna
Ibon Areso, a la izquierda, junto al teniente alcalde de la villa, José Luis Sabas, en la presentación de la nueva denominación del centro en homenaje a Iñaki Azkuna

Iñaki Azkuna da nombre desde este lunes al centro de ocio y cultura de la Alhóndiga, una de las "joyas de la corona" de sus 12 años al frente del Ayuntamiento de Bilbao y el sitio "más emblemático y querido" por el anterior alcalde de la capital vizcaína, ha destacado el actual regidor, Ibon Areso.

En vísperas de cumplirse un año del fallecimiento de Azkuna, ocurrido el 20 de marzo de 2014 tras una larga lucha contra el cáncer, el consistorio y el consejo de administración de Alhóndiga Bilbao han oficializado hoy el cambio de denominación de este complejo de ocio y cultura, que se denomina ya "Azkuna Zentroa".

En un acto celebrado en el atrio del centro, bajo una gran foto de Azkuna sentado a las puertas de la Alhóndiga, Areso ha señalado que con este acto cumple el compromiso que adquirió tras el fallecimiento del anterior alcalde de preservar su memoria en un "hito representativo de su largo y fructífero mandato".

"No hay otro sitio más emblemático y querido para Azkuna que esta vieja alhóndiga reconvertida en catedral de la cultura, esta es sin duda alguna una de las joyas de la corona de su mandato", ha remarcado el alcalde. Así, Azkuna y la Alhóndiga "se unen para siempre en una nueva marca", ha subrayado el alcalde.

"No hay otro sitio más emblemático y querido para Azkuna que esta vieja alhóndiga"

Levantado en el edificio del viejo almacén de vinos de la capital vizcaína, construido en 1909 por el arquitecto Ricardo Bastida, el centro de la Alhóndiga fue diseñado por el francés Philippe Starck e inaugurado por Azkuna el 18 de mayo de 2010, después de nueve años de obras y una inversión de 71 millones de euros.

Al recordar que el próximo viernes se cumple un año de la muerte de Azkuna, Ibon Areso ha destacado que "todavía sobrecoge el recuerdo de los cientos de ramos de flores que los bilbaínos depositaron a las puertas del Ayuntamiento de Bilbao como homenaje al que fue declarado el mejor alcalde del mundo".

En sus palabras dedicadas al "alcalde y amigo", Areso ha subrayado que Bilbao dio un "paso de gigante en su proyección internacional" con Iñaki Azkuna, quien, sin embargo, "no descuidó en ningún momento las pequeñas grandes tareas de nuestra casa".

En la labor de Azkuna ha remarcado "la mejora de los barrios, los esfuerzos para aliviar los efectos de la crisis en miles de hogares, la transparencia municipal, la deuda cero, la revitalización de la ría y sus márgenes, la culminación de Abandoibarra, la puesta en marcha de Zorrozaurre, la rehabilitación del Teatro Campos y del Mercado de la Ribera y la creación de este gran centro de cultura y ocio en la centenaria Alhóndiga".

Areso se ha despedido devolviendo a Azkuna el "último cumplido" que el anterior alcalde dedicó a los bilbaínos: "Gracias, Iñaki, has sido estupendo".

El alcalde y el concejal de Obras, José Luis Sabas, otra de las personas más cercanas a Azkuna, han descubierto en el atrio de la Alhóndiga dos grandes letras "A" y "Z", iniciales del nuevo nombre del centro. Junto a otros ediles del equipo de gobierno (PNV) y miembros del consejo de administración de la Alhóndiga, al acto han asistido concejales de PSE-EE y PP y el hijo de Azkuna, Alejandro.

Esta nueva denominación de "Azkuna Zentroa" tendrá presencia en el edificio, en la página web, en la revista y en todos los elementos de comunicación del centro.

El cambio de nombre fue aprobado por el pleno del Ayuntamiento de Bilbao el pasado 26 de febrero con los votos a favor de PNV y PSE-EE, la abstención del PP y el voto en contra de EH Bildu.