Un día sin Internet para los estudiantes de cuarto de ESO

Solo 78 de un total de 66.250 alumnos catalanes secunda el boicot a las pruebas académicas de la Generalitat

Alumnos del instituto Ernest Lluch (Barcelona).
Alumnos del instituto Ernest Lluch (Barcelona).Carles Ribas

Escribir un texto sobre cómo sería un día sin Internet. Esta ha sido una de las pruebas a las que se han enfrentado esta mañana los 66.250 estudiantes catalanes de cuarto de educación secundaria obligatoria (ESO), durante los exámenes que miden las competencias básicas. El turno hoy es para la lengua castellana, matemáticas y aranés, para los alumnos de la Val d’Aran.

La prueba de catalán incluyó además la lectura de Tirant lo Blanc, del escritor valenciano Joanot Martorell y de una reflexión sobre los catalanes del siglo XXI. Los exámenes estaban programados en 1.044 institutos de toda Cataluña. Mañana, los estudiantes se examinarán en lengua castellana y lengua extranjera, mayoritariamente inglés. 574 alumnos, sin embargo, han optado por el francés.

A pesar de los llamamientos del Sindicat d’Estudiants (SEPC) a boicotear las pruebas por considerar que estimulan la discriminación de los centros por su calidad, la jornada se ha realizado con normalidad. Según el departamento de Enseñanza solo 79 estudiantes no presentaron la prueba: 37 no asistieron y 42 las dejaron en blanco Las cifras, sin embargo, no están desglosadas por municipios.. Desde SEPC aseguraron que en el instituto Lluís de Requesens de Molins de Rei (Baix Llobregat) el boicot llegó al 84% y 78% en las dos líneas.

Desde el departamento de Enseñanza recuerdan de la obligatoriedad de realizar la prueba como finalización del ciclo de la ESO. “Si un alumno no las realiza entra en el ámbito de la indisciplina”, aseguró Joan Mateo, secretario de políticas educativas del departamento.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

Sobre la firma

Camilo S. Baquero

Reportero de la sección de Nacional, con la política catalana en el punto de mira. Antes de aterrizar en Barcelona había trabajado en diario El Tiempo (Bogotá). Estudió Comunicación Social - Periodismo en la Universidad de Antioquia y es exalumno de la Escuela UAM-EL PAÍS.

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS