Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Los fiscales, inquietos por la falta de instrucciones ante posibles denuncias

Hay partidos que anuncian que denunciarán la consulta ante el ministerio público

Los fiscales catalanes aguardan el 9-N con inquietud. Sobre todo porque no han recibido ninguna instrucción ni orientación de la Fiscalía General del Estado ante la posibilidad de que el mismo domingo se presenten denuncias que intenten parar la votación. La incertidumbre crece, especialmente, entre los fiscales que estarán de guardia el domingo, que pueden verse en la tesitura de tener que dar al juez su punto de vista sobre las denuncias que hipotéticamente se presenten.

La Fiscalía tiene la posibilidad de presentar una querella por prevaricación contra el Gobierno catalán ante el Tribunal Superior de Cataluña, y en ese mismo acto, solicitar la adopción de una medida cautelar para que se ordene a los Mossos que impidan la celebración de la consulta. Esa es ahora mismo una posibilidad remota, pero hay otra: los fiscales pueden tener que enfrentarse al hecho de que partidos políticos o entidades acudan a los juzgados el domingo. La xenófoba Plataforma per Catalunya, por ejemplo, ya ha anunciado que lo hará.

La ausencia de indicaciones por parte del fiscal general, Eduardo Torres-Dulce, deja a los fiscales en una situación de “desamparo”, según fuentes de esta institución en Cataluña. Aunque entre los fiscales consultados por EL PAÍS cunde la idea de que al final no se perseguirá de oficio —al menos, en caliente, durante la jornada del 9-N— a quienes organicen las votaciones.

Por su parte, el consejero de Interior, Ramón Espadaler, dejó claro ayer que los Mossos d’Esquadra impedirán el proceso si así lo ordena la fiscalía. “Es una hipótesis lejana. Si pasara, los Mossos actuarían en el marco que corresponda. Atenderán lo que les diga el juez y el fiscal”, explicó. Espadaler recalcó que, si llega esa resolución judicial, no dará la orden de desobedecerla: “Se tendrá que atender y el Departamento de Interior no hará nada para evitarlo”. El ministro de Justicia, Rafael Catalá, afirmó que esa actitud le parece “razonable”: “Si se produce una actuación contra lo acordado por el Constitucional y se presenta alguna actuación ante los tribunales, las fuerzas de seguridad en Cataluña actuarán, como todos los poderes públicos, para garantizar el cumplimiento de las normas”, dijo Catalá, informa Vera Gutiérrez.

 

Más información