Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Rita Barberá saca su coche del garaje del Ayuntamiento donde llevaba 23 años

El Consistorio explica que se quedó allí por seguridad porque la alcaldesa era objetivo de ETA

Compromís reclama que debe "resarcir al Consistorio" por uso "fraudulento" del espacio público

Coche de la alcaldesa de Valencia, Rita Barberá, de la marca Lancia, aparcado desde 1991 en el aparcamiento del Consistorio.
Coche de la alcaldesa de Valencia, Rita Barberá, de la marca Lancia, aparcado desde 1991 en el aparcamiento del Consistorio.

El grupo municipal Compromís en el Ayuntamiento de Valencia ha asegurado este viernes que la alcaldesa Rita Barberá ha retirado del garaje del Consistorio su vehículo, un antiguo Lancia, "que ha mantenido aparcado durante veintitrés tres años en los bajos del Ayuntamiento" y "que estaba lleno de polvo y con las ruedas totalmente desinfladas" en un estado "totalmente abandonado". La coalición asegura que ahora la alcaldesa "debe resarcir al Ayuntamiento" por haber "utilizado de forma fraudulenta un espacio público en beneficio personal".

Imagen de la plaza de garaje ya vacía. ampliar foto
Imagen de la plaza de garaje ya vacía.

El automóvil, que Barberá tasaba en su declaración pública de bienes con un valor de cero euros, ha salido de la plaza de garaje, que permanece ahora vacía. El concejal de Compromís, Joan Ribó, asegura que en ella "se puede ver perfectamente la diferencia de color de las baldosas del suelo por los años pasados por el coche sin moverse del sitio".

Fuentes del Ayuntamiento de Valencia explican que el vehículo estaba en el garaje porque la policía impidió a la alcaldesa sacarlo de allí al ser considerada objetivo de la banda terrorista ETA. Rita Barberá, que según fuentes municipales acudía al consistorio en su propio coche, tuvo que dejarlo allí y, por protocolos de seguridad y no por decisión propia, empezó a desplazarse en coche oficial y con escolta, que mantiene en la actualidad. La alcaldesa y el vicealcalde de Valencia, Alfonso Grau, son los únicos que mantienen a día de hoy coche oficial y escolta tras la renuncia de la oposición y de los demás ediles populares.

Desde el Consistorio explican que el vehículo fue dado de baja hace "dos o tres años" y ha salido de la plaza de garaje que ocupaba a principios del mes de agosto. Aunque el Ayuntamiento reconoce que podría haber sido retirado antes, aseguran que se encontraba aparcado en un rincón entre dos paredes para que no molestara al resto de usuarios.

La coalición Compromís se muestra sorprendida por que la retirada "se haya hecho en periodo de vacaciones estivales, cuando hay poca gente en el Ayuntamiento" lo que atribuye a "una evidente voluntad de disimular". El Consistorio explica que es en agosto cuando hay menos coches aparcados en el garaje y por lo tanto resultaba más sencilla la retirada.

Joan Ribó ha criticado que la presencia de este coche "era un símbolo de la forma de gobernar de la señora Barberá donde se ha confundido y se sigue confundiendo de forma sistemática los bienes privados con los bienes públicos". "Cualquier valenciano que hubiera dejado aparcado en la calle un coche similar hubiera sido retirado por la policía municipal siguiendo la normativa vigente", ha añadido.

Compromís ha criticado que la alcaldesa "ha utilizado de forma fraudulenta un espacio público en beneficio personal" y reclama que "debe resarcir al Ayuntamiento por el mismo". Para Ribó "es muy sencilla de calcular: Precios de aparcamiento medios de la zona durante los años que ha estado aparcado de manera fraudulenta".

El Ayuntamiento de Valencia explica que cualquier concejal tiene derecho a aparcar en el garaje del Consistorio y que la presencia del vehículo de la alcaldesa no ha impedido que los demás tuvieran el espacio suficiente para dejar allí los suyos cuando lo necesitaran. Fuentes municipales aseguran que, en ocasiones, los coches de otras personas también han permanecido en ese garaje por la noche. 

Compromís ha reclamado que el espacio que ocupaba el vehículo de la alcaldesa sea "empleado para aparcamiento de bicicletas de los trabajadores y concejales del ayuntamiento como tiene ya el nuevo edificio de Tabacalera".

Más información