Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

Feijóo acusa a las petroleras de imponer en Galicia el gasóleo más caro de España

El presidente de la Xunta rechaza que los impuestos sean los responsables

Insta a los centros comerciales a abrir estaciones 'low cost'

Feijóo durante la rueda de prensa
Feijóo durante la rueda de prensa

“No hay ninguna justificación, teniendo en Galicia una refinería de las ocho que hay en España, para que las petroleras se pongan de acuerdo en vender un 5% más caro el gasóleo”. La denuncia no la hace una organización de consumidores ni los transportistas, sino el presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo, para quien “no es un problema de las gasolineras” ni se debe al impuesto autonómico sobre carburantes. Feijóo apunta otro motivo: “Las petroleras quieren vender el gasóleo en Galicia, no sabemos por qué, más caro que en el resto de comunidades”.

La reunión semanal del Gobierno gallego sirvió ayer a Feijóo para analizar, en plena Operación Salida de Semana Santa, el coste actual del combustible. Según detalló el presidente, un litro de gasóleo es en Galicia un 2,4% más caro que la media española, ya antes de aplicarle impuestos, y luego se dispara otro tanto hasta el 5% de encarecimiento que acaba pagando el consumidor. Galicia es así la comunidad con el gasóleo más caro antes de impuestos y sigue entre las primeras tras aplicarlos.

Feijóo se esforzó en desligar este hecho del impuesto autonómico sobre los carburantes, que la Xunta acaba de elevar al máximo legal. Si a finales del año pasado las arcas autonómicas se quedaban con 1,2 céntimos por litro de gasóleo y 2,4 céntimos por el de gasolina, desde enero el impuesto es de 4,8 céntimos para ambos combustibles. Feijóo, sin embargo, descarta reducir esa tasa, similar “en el 85% de España”, ya que entiende que, con los precios antes de impuestos ya disparados, la rebaja “beneficiaría aún más a las petroleras a cuenta de las finanzas autonómicas”, y el ciudadano no lo notaría. En esa línea, Feijóo comparó a Galicia con Cataluña, donde se aplica el mismo impuesto máximo y “el precio medio del gasóleo es cinco céntimos menor”.

Esta situación, indicó Feijóo, llevó hace dos años al Consello Galego da Competencia a abrir un expediente por posible pacto de precios en el sector, investigación que el año pasado la Comisión Nacional de Competencia integró en otra de ámbito estatal. Ahora, el órgano gallego ha vuelto a analizar el sector y ha detectado “problemas de concentración en el mercado de distribución” que Feijóo resumió en que en Galicia hay “un 17% menos de gasolineras independientes que la media de España” así como menos estaciones de servicio low cost, generalmente asociadas a grandes centros comerciales. Para solucionar esta situación, Feijóo apuntó que, además de instar a los órganos de defensa de la competencia a que agilicen sus investigaciones, su Gobierno pretende facilitar la instalación de nuevas gasolineras y “animar” a las grandes superficies para que impulsen más estaciones baratas que incentiven la competencia. Como ejemplo, la Xunta pone nuevamente a Cataluña, donde “casi el 100% de los grandes centros comerciales cuenta con establecimientos de este tipo”.