Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Datos alentadores del proyecto Amure sobre música y fracaso escolar

Un 77'5 % del alumnado que recibe clases musicales mejora sus calificaciones

Català avanza este dato provisional en el congreso nacional de conservatorios

Un 77,5% de los alumnos que participan en el proyecto experimental de aprendizaje musical Amure ha mejorado su rendimiento escolar, según ha avanzado la consejera de Educación, Cultura y Deporte, María José Català, responsable política de la puesta en marcha de este proyecto en tres centros de Valencia y su área metropolitana.

Català ha avanzado este dato durante la inauguración del primer Congreso Nacional de Conservatorios Superiores de Música, que se ha celebrado en el conservatorio de Valencia y que se prolongará hasta domingo próximo. Aunque este resultado es provisional al hacer referencia solo al primer curso del proyecto Amure, marca ya diferencias a favor de los grupos que tienen refuerzo musical con respecto a sus compañeros.

La consejera ha señalado que los resultados definitivos de Amure serán dados a conocer al término del curso 2013-2014, una vez hayan sido analizadas las calificaciones del alumnado, así como los cuestionarios realizados a los docentes y a los familiares del alumnado implicado.

 En el acto inaugural participaban profesores e investigadores de los conservatorios superiores y profesionales de 13 comunidades autónomas. Junto a Català se encontraba la presidenta de la Sociedad Española para la Educación Musical (SEM-EE), Anna Vernia, entre otras autoridades y representantes del ámbito de la música y de las enseñanzas superiores.

En relación con este proyecto y otros referidos por Català vinculados a la enseñanza de la música, Vernia ha suscrito un escrito en el que, tras constatar que "docentes, alumnado y comunidad educativa de la Comunitat Valenciana tienen ahora la posibilidad de ver mejorada su formación y educación con carácter integral y desde la música", insta a que  "el resto de comunidades autónomas tomen ejemplo de buenas actuaciones y sigan el modelo" impulsado por las Generalitat Valenciana.

Català se ha referido a la implantación de diversas especialidades en los conservatorios, como Composición, Dirección, Musicología, Pedagogía ó Interpretación, así como a la puesta en marcha de programas de postgrado homologados en enseñanzas artísticas en materia de música desde el curso académico 2012-2013.

En el programa experimental Amure, puesto en marcha en enero de 2013, están participando los centros de Educación Infantil y Primaria Pare Català, Carles Salvador y La Patacona. La mitad de los 80 alumnos y alumnas seleccionados está recibiendo dos horas semanales de clases de música durante el horario de comedor, que continuarán hasta final de curso, en las que se integra el lenguaje musical y la práctica instrumental.

Las clases son impartidas en los colegios por los profesores de la Escuela de Música del Centro Instructivo Musical (CIM) de Benimaclet y la Sociedad Musical de Alboraia.