Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El ‘coach’ de Fabra ofreció medidas para coordinar la estrategia política

El responsable del curso dice que “no se ha pagado nada desde un ente público”

El presidente del Consell, Alberto Fabra, este lunes en su visita al Ayuntamiento de Nules.
El presidente del Consell, Alberto Fabra, este lunes en su visita al Ayuntamiento de Nules.

Hasta ahora se sabía que a finales de mayo Alberto Fabra acabó renunciando a cargar a las arcas públicas un curso de “marketing político y liderazgo”, tras la polémica desencadenada cuando se desveló la contratación de un coach especializado en ese tipo de entrenamiento para el presidente de la Generalitat. La oferta de Javier Martínez de Marigorta Andreu, de la empresa Human Excellence in Business, sin embargo, iba más lejos. Pretendía “estudiar las medidas a implementar en relación con la coordinación de la estrategia política de la presidencia de la Generalitat, así como la organización de los diferentes departamentos que deben desarrollar dicha estrategia”.

El documento, redactado como respuesta a una “oferta solicitada por la Dirección General de Organización y Coordinación” de la que no hay constancia, es el primero que aparece en el expediente oficial sobre el polémico curso, al que ha tenido acceso, tras solicitarlo reiteradamente, el diputado socialista Rafael Rubio. “Se realizarán dos informes técnicos que recogerán los aspectos clave en materia de organización y coordinación de las propuestas de estrategia a desarrollar”, indica el escrito, que cifra en 17.350 euros más IVA (20.993 euros en total) el presupuesto de los trabajos.

Rubio puso en duda este lunes la autenticidad de la oferta que daría pie, el 8 de marzo pasado, al expediente de una contratación formalizada el 11 de abril y que acabaría anulándose el 19 de junio. “No hay registro de entrada y no va precedida de una explicación motivada de la necesidad de contratar el curso”, indicó el diputado. Dado que en el resto de documentos que obran en el expediente se habla de “servicios especializados en formación de estrategias de marketing y liderazgo” y nada se dice de medidas para la “coordinación de la estrategia política de la presidencia de la Generalitat” o de la organización de sus departamentos, el parlamentario socialista señaló: “Da la impresión de que han manipulado el contrato una vez hecho. La Administración no puede funcionar así”.

Rubio: “Si lo ha pagado Fabra, que saque la factura y la transferencia”

El propio firmante, Martínez de Marigorta, confirmó a este periódico ser el autor del documento que inicia todo el expediente. “Es un trabajo en diferentes áreas”, explicó. “Es como una consultoría. Se elabora un estudio que implementa un camino para obtener un resultado óptimo”. En ese camino, según dijo, hay una fase de elaboración de informes y “una parte formativa”. Preguntado por la existencia de los dos informes y su contenido, el coach de Fabra respondió: “No se lo puedo decir desde el momento en que el contrato dejó de ser público”.

En efecto, tras estallar la polémica por la instrucción (el coaching) del presidente, la directora general de Organización y Coordinación, hoy secretaria autonómica, Esther Pastor, que fue quien lo había iniciado, consultó sobre la posibilidad de resolver el contrato. Después de que Fabra comunicara públicamente, para atajar las críticas, que se pagaría él mismo el curso, el propio instructor del presidente presentó la renuncia a la adjudicación y pidió la resolución del contrato con fecha de 30 de mayo (aunque el registro de entrada es del 7 de junio). Como quiera que ya tenía reconocido el pago de casi la mitad del coste del coaching, por un total de 8.675 euros, Martínez Marigorta escribió: “Le ruego que no se efectúe el pago de la factura de fecha 15 de mayo de 2013, ya que su importe ha sido atendido por otras vías”.

El socialista Rubio se preguntó cuáles son esas “otras vías”. “Si lo ha pagado Fabra, que saque la factura y el comprobante de la transferencia”, comentó. “Si no, tengo derecho a sospechar que se pagó de la caja fija. ¿O se hizo desde el grupo parlamentario o desde el Partido Popular?” El diputado apuntó la contradicción que supone el hecho de que el informe de la Abogacía de la Generalitat que dio luz verde a la resolución del contrato menor, el 18 de junio pasado, recogiera “que no se ha iniciado la prestación de los servicios objeto del contrato y que concurren razones de interés público que hacen innecesaria la permanencia del mismo”.

Los socialistas piden los informes y la comparecencia de Esther Pastor

¿Cuáles fueron las “otras vías” por las que se pagó el entrenamiento de Fabra? ¿Lo abonó realmente él mismo? Martínez de Marigorta se remitió a la privacidad del contrato para no revelar si el jefe del Consell lo pagó de su bolsillo: “Tiene mi palabra de que no se ha pagado nada desde un ente público”, respondió a este periódico. A la pregunta de si ya se había realizado parte del curso o se habían elaborado trabajos de asesoramiento cuando se rescindió el contrato, el especialista en instrucción para el liderazgo dijo que existía “un acuerdo en los términos de pago. En la consultoría, hay un proceso. Se van cumpliendo etapas y, en la medida en la que se ha llegado a un punto, se puede pagar”. Ante la insistencia por el desarrollo que había alcanzado el servicio de formación, Martínez Marigorta se limitó a comentar que estaba en “una fase inicial, embrionaria”.

“Es un montaje absurdo”, proclamó el socialista Rubio, que consideró que el expediente está plagado de irregularidades y aseguró que su gestión ha provocado la dimisión del subsecretario de Presidencia, Jesús Marí, y del secretario general administrativo, José Busó. “No ha habido malversación de fondos públicos porque, al final, no han pagado”, comentó el diputado, que se preguntó: “¿Si en un expediente de 20.000 euros hacen esto, qué harán en otros de mayor importe?”. Tras tener acceso a los documentos, Rubio ha reclamado los informes a los que alude la oferta de “estudiar medidas a implementar” en la coordinación de la estrategia política de Presidencia. También ha pedido la comparecencia en las Cortes Valencianas de la secretaria autonómica Esther Pastor.