Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El Parlament retira el teletac a los diputados pero mantiene las dietas

De Gispert elimina una de las dos pagas extras de los parlamentarios

Desde el 2008, la Cámara ha reducido el 29% su Presupuesto

Núria de Gispert, presidenta del Parlament.
Núria de Gispert, presidenta del Parlament.

Si los diputados quieren teletac, que se lo paguen de su bolsillo o lo sufrague su partido. Esta es la decisión que ha tomado la Mesa del Parlament, presidida por Núria de Gispert, para seguir con el recorte continuado de las cuentas de la Cámara, que aplica sucesivos tijeretazos desde 2008. El ajuste acumulado en cinco años es del 29%, desde los 72,1 millones que alcanzó en 2008 hasta los 50,9 millones previstos para 2013.

De Gispert presentó ayer las medidas para reducir gastos, decisiones que alcanzan la mayoría de partidas. La más llamativa es la pérdida de uno de los privilegios de los que gozan los diputados: el teletac, la tarjeta para pagar automáticamente los peajes; y los bonos de RENFE para los parlamentarios que se mueven en tren. La Cámara calcula un ahorro de entre 200.000 y 390.000 euros por esta medida, según el gasto registrado en los últimos años. La presidenta del Parlament dejó en manos de los grupos parlamentarios mantener estos privilegios si lo cubren con la partida que tienen asignada, que se reducirá el 2,5%. Los diputados que debutan esta legislatura ya no recibieron teletac, mientras que los que ya lo tienen lo podrán usar hasta el 1 de julio.

La Cámara sigue, sin embargo, facilitando la movilidad de los diputados, que gozan de indemnizaciones por desplazamiento exentas de tributar. El importe, según las cuentas del Parlament, va de los 1.543 euros mensuales para los residentes en Barcelona hasta los 2.172,28 euros mensuales para los que viven a una distancia superior a los 191 kilómetros de la capital. Esta indemnización también la reciben el presidente de la Generalitat, Artur Mas, y los consejeros que mantienen el escaño: la vicepresidenta, Joana Ortega; la consejera de Educación, Irene Rigau; y el de Agricultura, Josep Maria Pelegrí. Los cuatro cargos cobran indemnización por desplazamiento pese a que disponen de coche oficial.

Los diputados verán también como este año se recorta el 50% su paga extra, igual que el resto de funcionarios. Los parlamentarios la repartirán entre julio y diciembre.

La Mesa ampliada del Parlament (la forman los integrantes de la presidencia más diputados de los grupos que no están representados en ella) aprobará mañana el proyecto de Presupuestos, pero la decisión no alcanzará el pleno hasta que la Generalitat no redacte sus cuentas, ahora prorrogadas. Un lapso que no afectará a las decisiones que ya se han tomado.

“Todos debemos hacer esfuerzos”, defendió De Gispert en la presentación de los Presupuestos. Los diputados han visto recortado sustancialmente su sueldo desde 2008, cuando se congeló, y 2010. Ese año se aplicó una reducción del 15% para los miembros de la Mesa, el 10% para los portavoces y el 8% para el resto. El diputado que menos cobra percibe ahora 42.322,28 euros brutos anuales, dietas de desplazamiento aparte.