Caso Invercaria

Invercaria abandona la dirección de FIVA, la empresa que investiga el juez

La sociedad pública de la Junta dedicada al capital riesgo plantea demandar a sus dos exsocios

El presidente de Invercaria, Francisco Álvaro.
El presidente de Invercaria, Francisco Álvaro. JULIÁN ROJAS

Invercaria, la empresa pública de la Junta dedicada al capital riesgo y cuya gestión investiga el juez Juan Gutiérrez, ha abandonado la dirección de la sociedad FIVA (Ferias Internacionales Virtuales de Andalucía). La reciente decisión es un giro sorprendente por parte de Invercaria, que hasta ahora ostentaba la dirección de FIVA tras haber invertido 1,6 millones en la frustrada página web. La empresa pública disponía también de un cargo de consejero junto a las empresas Grupo Imagen e Innovaes Formas de Comunicación.

“Invercaria ha dejado la presidencia de FIVA porque no encontraba vías de negociación para ordenar la situación actual de la firma. Ante la oposición de los socios, Invercaria ha salido de la presidencia y ahora no descarta acciones legales contra sus socios”, avanzaron ayer fuentes próximas a la empresa pública. Es decir, el fracaso del proyecto ha devenido en un enfrentamiento abierto entre la Junta y sus dos socios. La primera consecuencia de la dimisión de Invercaria es que el Consejo de Administración de FIVA ha quedado formado solo por dos miembros, un número que es “inferior al legal”, según relató ayer al juez el empresario imputado Juan Antonio Bardón. “Ha dejado sin gobierno a la sociedad. (...) Pérez Sauquillo [expresidente de la firma] nunca han asumido que ellos son los líderes de FIVA”, añadió Bardón.

El problema fundamental del millonario proyecto de ferias virtuales es que después de años de gestión, nadie le puso el cascabel al gato. La idea nació en la Consejería de Innovación, y entre el exconsejero Francisco Vallejo y el expresidente Pérez Sauquillo implicaron a tres empresas en el proyecto. Ante el fiasco de un software que no terminaba de cuajar, las tensiones entre los empresarios culminaron con la salida de Novasoft, pero esta no se tradujo en una mayor implicación de Invercaria, pese a que ostentaba la presidencia. Tras Pérez Sauquillo, sus sucesores Juan María González y Laura Gómiz evitaron coger el toro por los cuernos para que el proyecto viera la luz, según Bardón.

El empresario afirmó ayer que la página web de ferias virtuales “no era comercializable” y culpó a Novasoft, encargada del software,de entregar un programa “incompleto”. Su abogado, Juan Carlos Alférez, alegó que, “lejos de haberse lucrado”, Bardón ha perdido al menos 50.000 euros.

Archivado En:

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50