Presupuesto de Andalucía 2013

La Junta aprueba un presupuesto de “resistencia” de 30.706 millones de euros

La partida de empleo tendrá más de 1.000 millones; educación, 7.400 millones y sanidad, 10.086 La inversión pública será de 3.814 millones, un 20% menos, y el gasto de personal cae un 8,3%

Manuel Gracia recibe el soporte informático de los presupuestos de 2013 esta miércoles.
Manuel Gracia recibe el soporte informático de los presupuestos de 2013 esta miércoles.JULIÁN ROJAS

La Junta de Andalucía contará en 2013 con 30.706,7 millones, según los presupuestos que ha aprobado hoy el Consejo de Gobierno y que son los más reducidos en seis años. La Comunidad retrocede a los niveles de 2007, cuando las cuentas andaluzas superaron en poco los 29.000  millones de euros. Los capítulos más afectados por los recortes son los relacionados con inversión pública, que se elevará a 3.814 millones (un 20% menos), aunque será una de las comunidades que más dedique en relación con el PIB, un 2,6%.

La reducción del presupuesto de 2013 en relación con las cuentas de 2012 es de un 4,1%. En total restan 3.000 millones de euros; 400 millones si se tienen en consideración las cuentas finales, a las que se aplicó un ajuste de 2.500 millones. Las consejerías dispondrán de un 10,7% menos de recursos.

Las partidas más importante son las de empleo, con más de 1.000 millones para empleabilidad y emprendedores; las de educación, 7.451 millones; y sanidad, con 10.086 millones. Estas dos últimas cifras suponen el 32,4% y el 44% de los recursos de todas las consejerías, respectivamente. La Junta afirma que mantendrá las guarderías y renuncia a la privatización de hospitales. El gasto de personal cae un 8,3% y los financieros, un 30,2%.

Educación y política social

En cuanto a los gastos de educación, se mantiene el gasto para funcionamiento de los centros escolares, la gratuidad de los libros de texto (65 millones), el Plan de Apertura de Centros Docentes (crece hasta los 73,1 millones), la Escuela TIC 2.0 (46,9 millones) y el transporte escolar (80 millones). Además, se consolida el Plan de Fomento del Plurilingüismo (824 centros bilingües) y se destinarán 1.420 millones a las universidades andaluzas.

El Plan Extraordinario de Acción Social estará dotado con 60 millones; el Programa de Solidaridad, con 70 millones (incremento del 12,2%); y la Red de Solidaridad Alimentaria, con 20 millones.

La consejera de Hacienda, Carmen Martínez Aguayo, ha calificado el presupuesto de "resistencia" y explicado que el escenario económico es de nueva desaceleración, especialmente, en la zona euro. También ha criticado las imposiciones y restricciones del Gobierno central, a las que ha atribuido las limitaciones de las cuentas andaluzas, el aumento de la desigualdad y el incremento del paro. "Hay que mantener en funcionamiento la red de asistencia. No es el momento de hacer un kilómetro más de autovía", ha afirmado.

Andalucía sufre una tasa de desempleo del 35,42%, según la última Encuesta de Población Activa (EPA). Para intentar reducir este porcentaje, se destinan más de 1.000 millones. De estos, 177 millones son para un plan de choque de empleo; 60 millones para un programa de acción social ligado a los ayuntamientos; 78,5 millones para el fomento del empleo agrario; 45 millones para la rehabilitación de viviendas; y 10 millones para movilidad sostenible (carriles bici) en municipios.

En políticas de empleabilidad y emprendedores se destinarán más de 1.000 millones. También crecerá, hasta los 500 millones, el programa de investigación y tecnologías de la información, en el que se encuentra el plan Guadalinfo.

El programa de renta básica, una de las exigencias de IU, dispondrá de 70 millones. Está previsto la creación de un plan propio de alimentación.

Para internacionalización de la economía, el presupuesto prevé una dotación final de 84,5 millones. Los planes turísticos, que incluye el plan Andalucía Lab, recibirán más de 100 millones. Otras partidas destacadas son los 377,6 millones para proyectos medioambientales; los 335 millones para infraestructuras en materia de agua; los 286,3 del programa de gestión del medio natural y los 45,3 para acciones en materia de pesca. Asimismo, los recursos para incentivación del sector agroindustrial aumentarán un 15,2%.

Las empresas públicas que Martínez Aguayo ha calificado de sociales (sanitarias y educativas) percibirán un 7% más; el resto perderá un 11% en relación con el pasado ejercicio. La RTVA recibirá unos 160 millones. Para el metro de Málaga se destinan 50 millones y para el de Granada, unos 200 millones.

Ingresos

Los ingresos no financieros alcanzan los 25.865,7 millones de euros, 4,3% menos que este año. De esta cantidad, 523,7 millones corresponden a tributos propios (-1,1%); 17.899,9 millones a la aplicación del Sistema de Financiación de las Comunidades Autónomas (-5,1%); 204,6 millones al Fondo de Compensación Interterritorial (-25,6%), y 4.079,6 millones a transferencias finalistas (-9,5%). Por el contrario, los ingresos procedentes de fondos europeos se incrementan un 10,4%, hasta los 3.157,9 millones de euros.

Por su parte, los ingresos financieros ascienden a 4.840,9 millones de euros, lo que supone una bajada del 3% respecto al actual ejercicio. De ellos, 2.532,2 millones se destinan a endeudamiento para amortización (incremento del 75,4%) y 2.250,9 millones a endeudamiento neto (-30,4%).

Los presupuestos son "progresistas" y "netamente sociales", según el portavoz del Gobierno, Miguel Ángel Vázquez, quien los ha considerado una prueba de las diferencias políticas con el PP porque "blindan" el Estado de bienestar en Andalucía.

El escenario económico de la Junta de Andalucía para el próximo año es el primero acordado por PSOE e Izquierda Unida en coalición. El tope del déficit, como ya confirmó ayer el presidente de la Junta, José Antonio Griñán, se mantiene en el 0,7% del PIB, pese a que el Ejecutivo autonómico seguirá insistiendo en su ampliación ya que supone un esfuerzo cinco veces superior al exigido al Gobierno central. Martínez Aguayo también ha criticado estas imposiciones, que tachó de "ilógicas" e "incoherentes". Las previsiones del Gobierno es que las comunidades tengan superávit a partir de 2014. "Discutimos el cómo, el quién y el tiempo", ha lamentado la consejera andaluza.

Las cuentas también incluyen en sus previsiones un incremento del 2% en las pensiones no contributivas y asistenciales y del 7% en becas, a las que se destinan más de 200 millones de euros.

El acuerdo sobre las cuentas que hoy se presentan fue cerrado por Socialistas e Izquierda Unida la semana pasada. Las cuentas se han remitido esta misma mañana al Parlamento, donde se aprobarán a finales de diciembre.

El portavoz del Ejecutivo andaluz ha resaltado el esfuerzo "ímprobo" para cumplir con el compromiso de tener las cuentas en octubre por la negociación del techo de endeudamiento y el retraso en el envío de los datos que el Gobierno central solía remitir a las comunidades en primavera.

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS