Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Vecinos del Poblenou toman el ateneo Flor de Maig

El Ayuntamiento decidió dejar de pagar el alquiler del edificio hace seis meses

“Una recuperación vecinal ante una decisión injusta”. Así justificaba ayer la plataforma Recuperem la Flor de Maig la toma pacífica de la sede de la histórica cooperativa de la rambla del Poblenou por parte de un centenar de personas. El edificio permanecía tapiado desde junio, cuando el Ayuntamiento de Barcelona decidió no seguir pagando su alquiler.

El recinto de Flor de Maig era la sede de diferentes entidades vecinales y fue el primer equipamiento que tuvo el barrio durante la Transición. En 1979, el Ayuntamiento se comprometió a devolver el uso social del local, pero al no poder comprarlo asumió el coste del alquiler. Sin embargo, en mayo pasado, el Consistorio rescindió el contrato por considerar “excesivas” las mensualidades de 4.000 euros. El concejal de Sant Martí, Eduard Freixedes (CiU) propuso recolocar las entidades en otros sitios del distrito y restó importancia al valor del edificio.

Desde el primer momento, los vecinos se reunieron en una plataforma para defender la Flor de Maig. Su crítica se centra en que el Ayuntamiento pagaba más de lo que debía, pues, “lo pactado en 1979 era el equivalente a 150 euros”, aseguran en un comunicado. Asimismo, cuestionan que no se hayan realizado los pasos para adquirir el edificio, sabiendo que se pagaba un precio tan alto. “Hay una mala gestión pública e incumplimiento de un acuerdo entre los vecinos y el Consistorio”, dicen desde la plataforma.

Los vecinos retiraron los ladrillos que clausuraban las puertas y ventanas y los llevaron hasta la sede de CiU en el distrito. Según la plataforma, ahora comienza un proceso vecinal para formular un proyecto de ateneo popular abierto y al servicio del barrio.