Las galerías son para los jóvenes

Los 22 centros de Art Barcelona estrenan temporada apostando por la creación emergente

Carine Mathieu se autorretrata en 'Generación X'.
Carine Mathieu se autorretrata en 'Generación X'.

“Si en este momento exponer ya resulta difícil para un artista consolidado, para un joven se ha convertido en una auténtica quimera. De ahí la decisión de inaugurar la temporada con propuestas de artistas emergentes, que, además, nos devuelven el sentido último de nuestra profesión: descubrir el talento, apoyarlo y darlo a conocer”. Lo afirma el galerista Joan Antoni Maragall, presidente de la Asociación Art Barcelona, que reúne 22 de las galerías más comprometidas con la creación contemporánea de la ciudad, que solían empezar juntas la temporada a finales de septiembre. Este año adelantan la apertura a este jueves con Art Nou,iniciativa que apuesta por dar a conocer la escena local y el potencial artístico de Cataluña a lo largo de este mes.

"Es una iniciativa con vocación de continuidad, que surge para eliminar la brecha que, a menudo, separa a los artistas emergentes de la ciudad y las galerías”, continúa Maragall, que, en realidad, no es nuevo en esta política expositiva. Desde 2008 inaugura la temporada de sus dos espacios, la galería Trama y la Sala Parés, con los ganadores del concurso de pintura y fotografía Art \<30, dirigido a los creadores menores de 32 años, para favorecer su acceso al circuito de las galerías, los coleccionistas y, finalmente, los museos, y que cuenta con el compromiso de adquisición de al menos una de las obras expuestas por parte de varias fuertes empresas españolas.

Hay que eliminar la brecha que nos separa de estos artistas”, dice el marchante Maragall

La programación de Art Nou deja presagiar una noche inaugural especialmente atractiva y dinámica. También se anuncian sorpresas, como la que promete el artista multidisciplinar Tres, con la performance que abre la exhibición Maldito Silencio en La Taché, el nuevo espacio dedicado al arte joven y al diseño del galerista Carles Taché. “Durante tiempo se me consideró un apologista del silencio, pero no es eso; al contrario, es una forma de denunciar los silenciamientos de todo tipo porque, como decía un sabio, cuando el silencio reemplaza la verdad entonces es una mentira”, asegura Tres, que, además de su producción artística vinculada con el tema del silencio en todas sus declinaciones, es fundador y músico del grupo Fake Druids. Además del fruto de la performance inaugural, Tres expone dibujos, tapices, objetos de yeso y esculturas. “Se trata de obras que escenifican el proceso de cambio desde la apología hasta la destrucción del silencio indeseable, pasando por la esencia, para contribuir a la revelación de la verdad y al cese de la manipulación”, concluye Tres.

Habrá performance también en Raíña Lupa, donde Sandra March presenta En Carne Vida, un conjunto de tres proyectos sobre el tema de la carne, que abarcan desde el aspecto más íntimo y personal a lo más público y común, a través de esculturas, dibujos, vídeo y libros de artista. La joven luxemburguesa afincada en Barcelona Carine Mathieu exhibe, por su parte, en Kowasa Gallery una serie de fotografías sobre el dilema de la maternidad, mientras que Mireia Saladrigues continúa su investigación sobre la relación entre artista, obra y público en Àngels Barcelona.

Finalmente, en la exposición Dividual, Patricia Carrasco recupera para la galería MasArt dos jóvenes artistas huidos a Berlín desde 2001, Jasmina Llobet y Luis Fernández Pons, que presentan esculturas realizadas con materiales y elementos cotidianos durante una residencia en Amberes y una serie de objetos de tamaño mínimo, basados en la idea de lo micro que ponen de manifiesto la perfecta compenetración de los dos artistas, incluso en el formato liliputiense. Así es el último arte joven.

Archivado En:

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50