Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Cabré ignora el fraude de cooperación y dice que el hospital de Haití se pospone

El consejero responde EUPV que el centro se construirá cuando la situación mejore

La red que estafó ayudas se gastó donaciones de los valencianos en hoteles y viajes

El consejero de Justicia y Bienestar Social, Jorge Cabré, ha decidido ignorar el escándalo de la trama de cooperación que desvió seis millones de euros de ayudas de la Generalitat, al menos en el caso del hospital de Haití. En una respuesta parlamentaria, Cabré asegura que la construcción del centro hospitalario se ha pospuesto "de forma coyuntural" hasta que la situación económica "permita disponer de los recursos necesarios para el proyecto, sin menguar las cuantías adscritas a otras prioridades ubicadas en la Comunidad Valenciana".

Cabré responde así a tres preguntas formuladas por la diputada del grupo parlamentario Esquerra Unida del País Valencià (EUPV) Marina Albiol sobre el complejo sanitario, publicadas este martes en el Boletín Oficial de les Corts Valencianes (BOCV). El consejero se limita a dar una respuesta escueta en la que se obvia la azarosa historia del proyecto, que fue captado por la red que supuestamente encabezaba Augusto César Tauroni, imputado por el fraude de las ayudas junto a otra veintena de personas y el único encarcelado por el caso, que también afecta a Rafael Blasco,  exconsejero de Ciudadanía y Solidaridad y portavoz del PP en las Cortes, para quien el Tribunal Superior de Justicia ha pedido la imputación.

Según la investigación judicial, la Fundación Hemisferio, que formó parte de la trama y era controlada supuestamente por Tauroni, recibió los 177.779,19 euros de donaciones hechas por los valencianos para ayudar a los afectados por el terrible terremoto que en 2010 asoló Haití. El dinero debía destinarse a la creación de una oficina técnica de apoyo para el proyecto de construcción de un hospital, pero la Fundación Hemisferio se gastó la mayor parte en nóminas, hoteles y viajes.

Formalmente, el proyecto más ambicioso de la cooperación valenciana, que consistía en construir el hospital de Haití, se concedió a Esperanza Sin Fronteras (ESF) tras la primera intención de que lo gestionase directamente la Fundación Hemisferio, entonces llamada Fundación Solidaria Entre Pueblos. En realidad, quien movía los hilos del proyecto era Tauroni, a través de la fundación, mientras que la ONG Esperanza Sin Fronteras actuaba como una tapadera a la que se adjudicó el hospital. Finalmente, la investigación ha destapado que el concurso era un fraude.

El proyecto ha desaparecido de los presupuestos de la Generalitat y el consejero confirma en su respuesta que la construcción del hospital se aplaza indefinidamente. En concreto, la diputada de EUPV preguntaba si la consejería tiene previsto hacer efectivos los compromisos de pago de 3.450.000 euros para la construcción del complejo sanitario en Belle Anse (Haití); de 100.000 euros por la reforma de la posta sanitaria en la misma ciudad haitiana, así como de 450.000 euros para acciones complementarias del proyecto de construcción del complejo sanitario.

Según se contemplaba en el proyecto, el hospital tendría una superficie de 2.600 metros cuadrados del hospital y albergaría 50 camas, dos quirófanos, una sala mortuoria con un crematorio, una sala oftalmológica, una sala de maternidad y pediátrica, entre otras instalaciones.