Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Cornellà vuelve a cerrar la discoteca donde murió un joven en una pelea

El Consistorio ordenó su cierre, pero una juez lo anuló al priorizar el mantenimiento de los puestos de trabajo

Cornellà de Llobregat

El Ayuntamiento de Cornellà de Llobregat (Baix Llobregat, Barcelona) ha vuelto a decretar el cierre provisional de la discoteca Capitolio, en el polígono Femades de la población, donde la pasada semana falleció un joven de origen latino en una pelea, según ha informado el Consistorio en un comunicado. El gobierno municipal ya había decretado anteriormente el cierre de este local de ocio, que no se llegó a producir porque una jueza lo anuló al priorizar el mantenimiento de los puestos de trabajo que genera el local.

El Ayuntamiento esgrime de nuevo las mismas causas para decretar el cierre del local, es decir, que infringe la normativa de aforo máximo permitido e incumple la normativa sobre el personal y sistemas de control de acceso.

Desde 2007 el Ayuntamiento de Cornellà de Llobregat ha abierto cuatro expedientes sancionadores a la discoteca por infracciones similares. En la última inspección se contabilizaron 566 clientes, cuando el aforo permitido es de 356 personas.

El Consistorio también ha pedido al Departamento de Interior que reanude el dispositivo de vigilancia especial en la zona durante el horario de funcionamiento de las discotecas del polígono Femades, en el límite entre L'Hospitalet de Llobregat y Cornellà.

Los Mossos d'Esquadra han anunciado que reforzarán a partir de este viernes la vigilancia en las discotecas de la polémica zona de ocio de Femades para evitar los altercados y las conductas incívicas que se producen durante los fines de semana. La vigilancia policial que hay habitualmente (a cargo de los Mossos d'Esquadra y las policías locales de Cornellà y de L'Hospitalet de Llobregat) se verá reforzada con la presencia de efectivos del Área Regional de Recursos Operativos (ARRO), que están especializados en seguridad ciudadana y control del orden público.

El Consistorio considera que "hechos como los del pasado fin de semana ponen en evidencia la necesidad de reforzar los dispositivos de seguridad del entorno" y ha convocado para la semana próxima a la junta local de seguridad con la finalidad de evaluar la situación.