“Invertí 72.000 euros. Son toda mi vida”

Los afectados cuentan su situación tras perder sus recursos

VÍCTOR M. N.: “Invertí 72.000 euros. Son toda mi vida”

En muchos de los casos que los afectados han contado a EL PAÍS, los clientes lamentan haber confiado en alguien que acabó por traicionarlos. Es el caso de Victor M. N., de Moaña, quien explica que dejó sus ahorros en manos de un comercial de una sucursal de Caixanova en Moaña y éste no hizo caso a su petición de invertir su dinero en un producto garantizado, que le permitiese recuperar los fondos en cualquier momento. “Estoy en muy mala situación. Tengo una incapacidad permanente, cobro 670 euros al mes y tengo mujer y dos hijos. ¿Cómo iba a invertir todos mis ahorros en un producto de alto riesgo? Esos 72.000 euros son toda mi vida”.

RITA LOSADA: “Dicen que he perdido casi todo”

Rita Losada y su marido compraron las famosas participaciones en una oficina del BBVA en Santiago, “nuestro banco de toda la vida”, en 2009. Ambos habían situado sus ahorros atesorados durante años de emigración en Francia y acabaron invirtiéndolos en las preferentes por recomendación del director de la sucursal. “Nunca confié en él, pero mi marido sí lo hizo. Nos ofrecieron un depósito, nunca nos dijeron qué eran en realidad. Cuando mi marido falleció pedí disponer del dinero y me dijeron que no podía. Le entregué el contrato a una abogada y ella fue la que descubrió que eran perpetuas. Me dicen que se ha perdido casi todo lo que invertimos”.

ANTONIO SÁNCHEZ: “Me lo vendieron como un plazo fijo”

“Me dijeron que podía recuperar el dinero en tres días”, explica Antonio Sánchez, de 39 años, quien creyó que en 2010 metía su dinero en un deposito a plazo fijo en una sucursal de Caixanova en Moaña. En realidad sus ahorros acabaron en las temidas preferentes. “Me ofrecieron un interés del 2,5% e invertí ahí mis ahorros. No pretendía hacerme millonario, lo que me preocupaba era la disponibilidad porque sabía que en mi trabajo podía haber problemas. Ahora estoy en un ERE, mi dinero está retenido y se ha reducido al 45% de lo que tenía al principio. ¿Tengo que creerme que las acciones van a recuperar su valor como dicen los de NGB?”.

GONZALO GARCÍA: “Mis ahorros se han reducido un 30%”

En A Pobra do Caramiñal se registran varios casos de clientes que adquirieron, también sin saberlo, participaciones preferentes de la antigua La Caixa, hoy convertida en Caixabank. Gonzalo García, marinero jubilado de 65 años, es uno de ellos y asegura que adquirió las acciones por primera vez en el año 1999. “Cuando invertí en este producto me dijeron que podía recuperar el dinero en 24 horas. Ahora he visto cómo mis ahorros han perdido un 30% de su valor. He acudido al canje por otro producto como me ha propuesto la entidad pero no renuncio a recuperar el dinero perdido. Hasta julio del año pasado podía retirar fondos sin problemas”.

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS