Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
JUSTICIA

La familia de Larrañaga planteará al Gobierno Rajoy que pida el indulto

Los primeros contactos oficiosos alimentan las expectivas del joven encarcelado

La familia de Paco Larrañaga, preso filipino de origen guipuzcoano que se encuentra encarcelado en la prisión de Martutene, viene realizando ya gestiones al más alto nivel para que se redefina su situación judicial. De hecho, en breves fechas va a solicitar una reunión con representantes del Gobierno de Mariano Rajoy.

La nueva táctica empleada por la familia de Larrañaga centra, de un lado, los trabajos ante la Audiencia Nacional para que la Sección 1ª de lo Penal revise su condena. En la actualidad, el joven condenado se encuentra interno en régimen de segundo grado, al amparo de la aplicación del convenio suscrito entre Filipinas y España, en 2006, y a la espera de pasar al tercer grado que le daría la libertad.

Hasta el momento, Paco Larrañaga ha salido de la cárcel disfrutando de tres permisos especiales, siempre con un objetivo admitido por los responsables de Instituciones Penitenciarias. Así, el primero de los premios estuvo justificado con el fin de que Larrañaga iba a ayudar el pasado mes de mayo a enfermos; a continuación, ya en noviembre, pudo ver en una sala de cine el documental que se ha realizado sobre su caso judicial; y, finalmente, en los últimos días de diciembre dispuso de un permiso para estar con sus familiares.

Desde que llegó a la prisión donostiarra, Paco Larrañaga recibe clases de enfermería, matemáticas y español. “Busca tener una formación para que una vez recupere la libertad pueda encontrar un trabajo”, explica su madre desde Filipinas. Por otra parte, y según ha podido saber EL PAÍS, será en las próximas semanas cuando la familia de este interno solicite una reunión con el Ejecutivo central para requerir formalmente que sea éste quien solicite al Gobierno de Filipinas el indulto total o parcial. En el primer caso, se anularía la condena. En el segundo, la legislación contempla la derogación del tiempo que le quede de condena en España. Esto es, 14 años. "Paco no pedirá perdón porque mantiene su inocencia y la única forma de sacarle de la cárcel es esa", añade su abogado, Javier Viada.

Jorge Moragas conoce el caso ya que visitó al interno en Filipinas, en 2005

Por el momento, fuentes consultadas por este periódico confirman que para conseguir este giro tan significativo al cumplimiento de la condena impuesta en Filipinas, ya ha existido una primera toma de contacto. Además, la familia se muestra confiada en las posibilidades de que prospere su objetivo ya que el actual director del Gabinete del presidente del Gobierno, Jorge Moragas conoce el caso tras visitar a Larrañaga en 2005 cuando estaba encarcelado en Filipinas.