Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

El PP vuelve a tentar a PNV y PSE para censurar a Bildu en Gipuzkoa

El PP ha vuelto a poner sobre la mesa la posibilidad de una moción de censura a Bildu en Gipuzkoa. Como justificación, el presidente del PP en este territorio, Borja Sémper, parte de la base de que la izquierda abertzale está “intentando paralizar más nuestro territorio”. Para hacer frente a esta situación, se dirige a PNV y PSE “para desalojar” a los soberanistas, y de una manera más directa se fija en los nacionalistas con el mensaje de que “sea capaz de convencer a quienes dirigen la formación jeltzale de que Gipuzkoa no puede seguir así”, aunque por el momento no advierte “voluntad política” para ello.

Sémper reclama al PNV que reflexione sobre “lo que están permitiendo hacer en Gipuzkoa”, asumiendo que “el PP solo no puede parar esta situación” y por eso pide al resto de la oposición “talla y altura de miras política” y que “dejen de hacer cálculos electorales”.

El líder popular analizó ayer de manera crítica los 222 días de gobierno de Bildu en Gipuzkoa, en los que “cerca de 40 proyectos han recibido el no expreso del Ejecutivo de la Diputación y del Ayuntamiento de San Sebastián, entre otros”, lo que supone que cada semana que pasa los gobiernos de Bildu en Gipuzkoa “entorpecen o rechazan de una manera u otra dos proyectos ya encarrilados”.

Sémper aprovechó la oportunidad para fijar en la actitud de Martin Garitano, al que tachó de “pancartero” y “antisistema” por su presencia en la manifestación que tuvo lugar el pasado sábado en San Sebastián para exigir la paralización de infraestructuras en Gipuzkoa como el Tren de Alta Velocidad (TAV) o la incineradora de Zubieta, algo que considera “el colmo de la esquizofrenia”.

A juicio de Sémper, los miembros de Bildu “trabajan para paralizar Tabakalera, el centro de transportes de Gipuzkoa, 4.000 viviendas a precios sociales en Auditz Akular”. Por todo ello, entiende que habría que “regularizar” decisiones como las adoptadas por los populistas y venezolanos” gobiernos de Bildu en asuntos como la construcción de la incineradora “sin el apoyo de una mayoría superior” a la que en su momento se alcanzó sobre este proyecto.