Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La Cruz Roja atiende a 155 afectados por la ola de frío en 14 municipios valencianos

Fredes (Castellón) y Biar (Alicante) registran temperaturas de 11 grados bajo cero

La Generalitat mantiene la alerta por fuertes vientos en Els Ports y El Maestrat

Cruz Roja atiende a los afectados por la ola de frío en Alicante.
Cruz Roja atiende a los afectados por la ola de frío en Alicante.

Cruz Roja atendió en la madrugada del viernes a 155 personas afectadas por la ola de frío que barre toda España y amenaza con recrudecerse a lo largo del sábado, según la Agencia Estatal de Meteorología. Cruz Roja mantiene un dispositivo especial en 14 municipios para proporcionar bebidas calientes y mantas a las personas expuestas a la intemperie.

La Policía Local de Valencia también tuvo que atender a 13 indigentes que pasaban la noche en la calle, entre ellos una mujer y su hijo de 16 meses, que se habían refugiado en un cajero automático. Algunos fueron trasladados a un piso de la Red de Apoyo a la Inserción, otros a otro albergue de la Obra Mercedaria. Los menos, aceptaron un saco de dormir y permanecieron al raso.

El centro para personas sin hogar de Alicante, que habitualmente alberga a una media de 72 personas, acogió la noche del jueves al viernes a un total de 104 huéspedes. Todos recibieron bebidas y comidas calientes, saco de dormir, manta y productos de higiene.

La localidad de Fredes, en el Alt Maestrat, al norte de Castellón, registró la temperatura mínina de la Comunidad Valenciana, con 11 grados bajo cero. Una temperatura similar se registró en la localidad alicantina de Biar. El carrascal del parque natural de la Font Roja, en Alcoi, amaneció el viernes con una capa de 15 centímetros de nieve. En la sierra de Mariola se superaron los ocho grados bajo cero. La vecina localidad de Alcoi alcanzó los cinco grados bajo cero.

El hielo complica                la  circulación al norte         de Castellón 

Turís arrojó la mínima en la provincia de Valencia con más de siete grados bajo cero. Otras mínimas extremas se registraron en Utiel, Fontanars y Caudete, con temperaturas que en los tres casos bajaron por debajo de los cinco grados bajo cero.

La fuerza del viento, con rachas por encima de 50 kilómetros por hora en toda la Comunidad Valenciana que llegaron hasta los 60 kilómetros en Utiel, disparó la sensación de frío en todo el territorio.

Las previsiones apuntan a posibles ráfagas de viento de hasta 100 kilómetros por hora en toda la provincia de Castellón. La Generalitat mantiene la preemergencia por fuentes vientos en todo el norte de la Comunidad Valenciana. La Agencia Estatal de Metereología sugiere que la alerta debe mantenerse, como mímnimo, hasta el próximo domingo.

La circulación es peligrosa en varias carreteras de las comarcas castellonenses del Alt Maestrat y Els Ports debido a la formación de placas de hielo.

El Ministerio de Fomento aseguró que tiene preparadas 54 máquinas quitanieves y unos 6.000 toneladas de sal para despejar las carreteras valencianas. Aunque la Generalitat ha retirado la alarma extrema por nevadas que mantenía en las comarcas alicantinas de El Comtat, L’Alcoià y la Marina Alta, y en toda la provincia de Valencia.

La ola de frío disparó el consumo de gas, que creció una media del 7% el jueves respecto al mismo día de la semana anterior.

Más información