_
_
_
_
_

Belleza comprensible para humanos

Si se toma como referencia esta impresionante partida, la diferencia principal entre grandes maestros humanos y de silicio no son las ideas sino la precisión al calcularlas

Leontxo García

Algunas partidas entre computadoras producen gran belleza y merecen además un análisis detallado porque son muy instructivas y significativas. La anterior entre ajedrecistas inhumanos de El Rincón de los Inmortales se publicó con este subtítulo: “Con bellas jugadas que difícilmente se le ocurrirían a un humano, el programa Shredder firma un ataque magistral y remata con perfección”. Eso contrasta mucho con la partida de este vídeo, que enfrentó a dos de los mejores programas del mundo.

Stockfish vence de manera memorable a Houdini, y la diferencia está en que todas sus jugadas responden a una lógica muy humana, sobre todo al nivel de los grandes maestros. En otras palabras, cualquier jugador profesional puede considerar seriamente cada una de las ideas de Stockfish (por ejemplo, la maniobra Ac4-Ad5); pero es muy improbable que calcule las variantes críticas con la precisión necesaria. Por eso, muy pocos humanos se atreverían a realizar las jugadas más decisivas de Stockfish.

Sobre la firma

Leontxo García
Periodista especializado en ajedrez, en EL PAÍS desde 1985. Ha dado conferencias (y formado a más de 30.000 maestros en ajedrez educativo) en 30 países. Autor de 'Ajedrez y ciencia, pasiones mezcladas'. Consejero de la Federación Internacional de Ajedrez (FIDE) para ajedrez educativo. Medalla al Mérito Deportivo del Gobierno de España (2011).
Normas
Tu comentario se publicará con nombre y apellido
Normas
Rellena tu nombre y apellido para comentarcompletar datos

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
_
_