Selecciona Edición
Iniciar sesión

Los chimpancés confían en sus amigos

La amistad se consolida por medio de la confianza como en las relaciones humanas

ampliar foto

Nikita y Jayson son dos chimpancés que llevan más de 20 años juntos en el zoo de Lucknow (India). Los dueños del lugar pretendían separarlos enviando a Nikita a otro zoológico. Pero la presión social, que argumentaba que romper un apego de esa forma podría ser letal para ellos, evitó hace pocos meses ese triste desenlace.

La confianza entre amigos no es exclusiva de los seres humanos, sino que más bien son acciones que comparten raíces evolutivas con nuestros parientes primates más cercanos", asegura Engelmann

Porque la amistad entre chimpancés es algo muy serio y conocido desde hace tiempo. Estudios como los del primatólogo John Mitani nos han ofrecido algunas claves interesantes sobre este aprecio mutuo. Por ejemplo, que los lazos suelen mantenerse unos siete años de media: comen juntos, se acicalan, se protegen. Y que cuanto más equilibrado es el reparto de mimos que se realizan recíprocamente más duradera es la amistad.

La pregunta que se plantea a continuación es sobre los pilares en los que se instala esa amistad. Unos antropólogos alemanes creen que es la confianza la que da solidez a esas relaciones entre chimpancés. Los investigadores del Instituto Max Planck de Antropología Evolutiva han realizado una serie de pruebas con chimpancés en Kenia. Primero, les observaron en libertad varios meses, hasta descubrir cuáles eran las parejas de amigos. Y luego, como si fuera un concurso televisivo, pusieron a prueba esa amistad.

ampliar foto
Esquema de la prueba realizada durante el estudio. Current Biology

El test es muy sencillo (ver esquema): los chimpancés, colocados a cada lado de la jaula, tienen la opción de tirar de una cuerda que les acercará un cajón con dos plátanos. Pero también pueden tirar de otra, que llevará un premio mayor (tres plátanos y tres manzanas) al chimpancé opuesto, que a su vez puede devolver el favor al primero. O no. Ahí radica la prueba de confianza: la expectativa de que el otro no se aprovechará después del gesto de generosidad.

Hicieron la prueba múltiples veces con chimpancés amigos y no amigos, y los resultados son concluyentes para el equipo del Max Planck: los amigos confían más entre ellos, porque optaron muchas más veces por la cuerda del premio mayor que cuando se realizaba la prueba entre chimpancés que no habían dado muestras previas de llevarse bien. "Confían en sus congéneres en un contexto en el que los tramposos podrían aprovecharse", resume Jan Engelmann, coautor del estudio, que publica Current Biology.

"Estos hallazgos sugieren que la confianza podría ser la base de gran parte de la conducta cooperativa observada en chimpancés. Y que la confianza dentro de parejas estrechamente unidas no es exclusiva de los seres humanos, sino que más bien son acciones que comparten raíces evolutivas con las relaciones sociales de nuestros parientes primates más cercanos", asegura Engelmann.

Estas amistades (como las humanas) no son esencialmente utilitaristas. Hay un componente emocional que no debe olvidarse, según los antropólogos

Engelmann, que asegura que se quedaron "muy sorprendidos" con los resultados, considera que la amistad es una estrategia evolutiva de los primates, como la velocidad del guepardo o la capacidad de camuflarse de los camaleones. Fiarse del otro, aunque pudiera aprovecharse, le ha funcionado a chimpancés, bonobos y humanos, ya que a la larga se benefician mutuamente y por regla general la confianza no se quebranta.

"Desde una perspectiva evolutiva, las amistades humanas no representan una anomalía en el reino animal, como es el caso de los chimpancés", explica el antropólogo. Y añade: "Una característica común es la tendencia a confiar selectivamente en amigos incluso en situaciones costosas". Los chimpancés, como los humanos, tienen una naturaleza violenta y también una inclinación a consolidar amistades duraderas.

Sin embargo, estas amistades (como las humanas) no son esencialmente utilitaristas. Hay un componente emocional que no debe olvidarse, según los antropólogos. "En lugar de basar su decisión de confiar en cálculos estratégicos a corto plazo sobre la reciprocidad, los chimpancés pueden experimentar la confianza en un socio al que se siente estrechamente unido como emocionalmente gratificante. En ese caso, la confianza sirve como mecanismo para mantener y reforzar las relaciones que más valoran", aseguran.

A partir de estas hipótesis, los antropólogos del Max Planck pretenden seguir investigando más a fondo las similitudes entre las amistades de humanos y de chimpancés. "Por ejemplo", adelanta Engelmann, "¿los chimpancés también prefieren ayudar a sus amigos y compartir con ellos?".

Más información