Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

El Tribunal Europeo de Justicia respalda la directiva antitabaco

La directiva que prohíbe el uso en las cajetillas de tabaco del término light, reduce el nivel del alquitrán y la nicotina de los cigarrillos y obliga a advertir en grandes caracteres del peligro de fumar es proporcionada y conforme con la legalidad europea, y facilita el mercado interior. Así de contundente es la sentencia emitida ayer por el Tribunal de Justicia Europeo. La sentencia desmonta todos los argumentos en contra de la mencionada directiva presentados por British American Tobacco Limited e Imperial Tobacco Limited.

Esta nueva sentencia supone un balón de oxígeno para la Comisión Europea, que vio cómo en octubre de 2000 el mismo Tribunal Europeo daba la razón a Alemania y a la industria del tabaco y anulaba la primera versión de la directiva que prohíbe la publicidad del tabaco en prensa, radio e Internet. Su segunda versión quedó aprobada la semana pasada en el seno de la UE, y Alemania está todavía analizando la posibilidad de presentar un recurso similar contra la misma.

Las dos firmas tabaqueras alegaban en su recurso que la directiva pretende defender a los consumidores, principio sobre el que la UE carece de competencias, valiéndose sin embargo de la base legal armonizadora del mercado interior. Tal principio fue, precisamente, el talón de Aquiles de aquella primera versión anulada de directiva de la publicidad.

Ahora el Tribunal Europeo de Justicia considera que se alienta el mercado interior porque los países miembros de la UE pueden ya tomar medidas para desincentivar el consumo del tabaco. Los países miembros de la UE tienen que aplicar a sus legislaciones la directiva antes del 30 de septiembre del próximo año.

* Este articulo apareció en la edición impresa del Miércoles, 11 de diciembre de 2002