Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra
CRISIS SOCIALISTA

Benegas acude a los jueces y califica lo ocurrido de "terrorismo telefónico"

El secretario de organización del PSOE, Txiki Benegas, fue recibido ayer en el Congreso de los Diputados por decenas de periodistas que intentaron obtener su reacción sobre la difusión de sus conversaciones. El número tres del partido, que posteriormerite presentó una denuncia (ver página siguiente), hizo una declaración con visos de haber sido muy meditada.Benegas afirmó: "Yo creo que estos actos constituyen un acto de terrorismo telefónico, de espionaje, que violan gravemente la intimidad de las personas. Por tanto, no voy a hacer comentarios salvo dos consideraciones:

"Me parece que desde un punto de vista político no tiene ninguna validez lo que se diga en una conversación privada sin ánimo de publicidad y que ha sido obtenida por métodos de espionaje".

"En segundo lugar, me parece que ante hechos como éste la inseguridad de los españoles es total. Desde luego, para políticos, empresarios, financieros, profesionales y en general para todos los españoles. A mí me parece muy grave que una conversación privada, por métodos de espionaje, pueda ser difundida por una emisora de este país. Me parece de una enorme gravedad para el funcionamiento de este país, además de ser una violación flagrante de lo que establece la Constitución".

Dicho todo eso, Benegas se disculpó por no contestar a las múltiples preguntas que se le formulaban y, sin perder aparentemente la calma y luciendo una sonrisa, pidió a los informadores que le permitieran dirigirse a su escano.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 26 de abril de 1991