ArchivoEdición impresa

Acceso a suscriptores »

Accede a EL PAÍS y todos sus suplementos en formato PDF enriquecido

martes, 17 de julio de 1984

Fernando Cardenal debe elegir entre la Compañía de Jesús o ser ministro del Gobierno nicaragüense

Ciudad del Vaticano 17 JUL 1984

El propósito general de la Compañía de Jesús, el holandés Peter-Hans Kolvenbach, ha pedido al nuevo ministro nicaragüense de Educación, el jesuita Fernando Cardenal, que escoja entre su cargo político y su pertenencia a la orden de san Ignacio de Loyola. Kolvenbach, "al conocer el nombramiento ya efectuado" (el pasado viernes) de Cardenal como ministro del Gobierno de Managua, notificó al interesado que "no se le puede permitir el desempeño de ese cargo", informó ayer la radio vaticana. El mismo comunicado hecho público por la curia generalicia de la Compañía de Jesús considera "incompatible" el citado cargo gubernamental con "la condición de jesuita" de Cardenal.

La notificación de propósito -general Kolvenbach a Cardenal se hizo por medio del provincial de los jesuitas en América Central, el mexicano Valentín Menéndez, quien tiene su sede en San Salvador. El general de los jesuitas encargó a Menéndez que saque, con Cardenal, Ias consecuencias aún más dolorosas que se derivan de esa incompatibilidad".

Fernando Cardenal fue nombrado ministro el pasado sábado, pocos días después de que las autoridades sandinistas ordenaran la expulsión de 10 sacerdotes extranjeros, cuatro de ellos españoles, que se habían solidarizado con otro religioso acusado de contrarrevolucionario. Como respuesta a estos hechos, que han marcado el punto más bajo de las relaciones entre la Santa Sede y la Junta de Managua, el embajador de Nicaragua en el Vaticano viajó ayer a Roma con un mensaje de Daniel Ortega.

Atención al cliente

Teléfono: 902 20 21 41

Nuestro horario de atención al cliente es de 9 a 14 los días laborables

Formulario de contacto »

Lo más visto en...

» Top 50

Webs de PRISA

cerrar ventana