Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Fusilados en Guatemala tres civiles y dos militares

Ciudad de Guatemala

Cinco personas, tres civiles y dos militares, que estaban condenadas a la pena de muerte por los tribunales de fuero especial, bajo acusación de pertenecer a una banda de asaltantes y violadores, fueron fusiladas en la madrugada de ayer en Guatemala, según informaron fuentes no oficiales. Las cinco personas, casi todas menores de veinticinco años, fueron pasadas por las armas a las 4.20 (11.20, hora de Madrid), y pocos minutos después recibieron el tiro de gracia.

Los ejecutados son los civiles Ramiro Martínez González, su hermano Alfredo y Otto Viruela Ayala, y los militares Enrique Velázquez y César Herrera.La ejecución fue efectuada por fusilamiento en el cementerio general de Guatemala, según anunciaron los voluntarios que procedieron al traslado de los cadáveres. El pasado 3 de marzo, tres días antes de la llegada a Guatemala del papa Juan Pablo II en el curso de su gira por América Central y parte del Caribe, otras seis personas fueron fusiladas en el mismo lugar.

Según ciertas fuentes, las cinco personas fusiladas ayer fueron conducidas al cementerio, poco después de la medianoche del domingo, bajo fuerte custodia.

Recursos rechazados

Precedentemente, un tribunal de segunda instancia de fuero especial decidió rechazar los recursos de apelación presentados por los cinco condenados. Uno de los defensores de los tres civiles fusilados se retiró a última hora de la defensa por desacuerdos con las familias de los condenados.Pese a la información difundida por fuentes oficiales sobre el hecho de que los cinco ejecutados se habían declarado "culpables en todo momento" de los delitos por los que se les acusaba, los condenados, al ser entrevistados por la Prensa local, negaron su participación en los hechos que se les imputaban y acusaron a las autoridades de haberles golpeado y obligado a declararse culpables de numerosos delitos, entre los que figuraban asesinato, secuestro, asaltos y violación de las mujeres que se encontraban donde perpetraban los atracos.

Tras los cinco fusilamientos, ejecutados poco después de que el 122 Congreso de Juristas Guatemaltecos recomendara la supresión de los tribunales de fuero especial, por considerarlos "antijurídicos, antitécnicos y atentatorios", asciende ya a quince el número de personas ejecutadas en Guatemala durante los últimos siete meses del Gobierno del general Efraín Ríos Montt. Entre ellos fue fusilado un ciudadano hondureño.

* Este articulo apareció en la edición impresa del Martes, 22 de marzo de 1983

Más información

  • En los últimos siete meses, el número de ejecutados se eleva a 15