COLUMNA
Artículos estrictamente de opinión que responden al estilo propio del autor. Estos textos de opinión han de basarse en datos verificados y ser respetuosos con las personas aunque se critiquen sus actos. Todas las columnas de opinión de personas ajenas a la Redacción de EL PAÍS llevarán, tras la última línea, un pie de autor —por conocido que éste sea— donde se indique el cargo, título, militancia política (en su caso) u ocupación principal, o la que esté o estuvo relacionada con el tema abordado

‘Álef’, una estupenda sorpresa turca

Con una trama relacionada con el islamismo, esta producción es una nueva demostración de que las buenas series no sólo entretienen, también informan de costumbres y creencias poco conocidas

Una imágen de ‘Álef’, serie turca policiaca disponible en España. En vídeo, tráiler de la serie.

Son dos detectives muy diferentes. Uno de ellos, Kemal, joven, criado en Inglaterra y con un doloroso pasado familiar, que basa su oficio en la observación, la constancia y la inteligencia, tendrá como compañero de fatigas al veterano Settar, curtido en mil batallas locales, que añade la brutalidad a su larga experiencia y al que no le falta mucho para la jubilación. Los dos trabajan en Estambul y su primer caso conjunto es descubrir al responsable del asesinato de una prostituta transexual a la que le han cortado la lengua. Entramos en un territorio próximo a Seven en una ciudad que se muestra por quienes la viven y no por quienes la visitan.

El segundo asesinato que surge en Álef (AXN Now) es el de un escritor que tuvo su cuarto de hora de fama warholiana y al que le han cosido la boca. Kemal y Settar están ante un asesino en serie que, además, deja mensajes vinculados al islamismo, y más concretamente al sufí, una nueva demostración de que las buenas series no sólo entretienen, también informan de costumbres y creencias poco conocidas o de forma muy superficial, para lo cual se apoyarán en el tercer personaje clave de la trama: la profesora universitaria Yasar, experta en historia de las religiones.

El fanatismo religioso es otro componente esencial de esta excelente serie en la que una trama inscrita en la ortodoxia del thriller se entremezcla, o mejor aún: se enriquece, con una interesante información sobre las comunidades sufíes y los derviches, con sus hipnóticos rituales y los secretos que oculta una ciudad fascinante. Una primera temporada de ocho capítulos de una serie turca que se ha convertido en una de las gratas sorpresas del año.

Puedes seguir EL PAÍS TELEVISIÓN en Twitter o apuntarte aquí para recibir nuestra newsletter semanal.

Recibe el boletín de televisión

Todas las novedades de canales y plataformas, con entrevistas, noticias y análisis, además de las recomendaciones y críticas de nuestros periodistas
APÚNTATE

Suscríbete para seguir leyendo

Lee sin límites
Normas

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS