Reino Unido se suma a la carrera para fabricar sangre 'sintética'

El Gobierno británico participa en una investigación que levanta polémica por el uso de células madre embrionarias

Un grupo de científicos británicos anunciará esta semana el inicio de una gran investigación cuyo objetivo es producir en el laboratorio grandes cantidades de sangre compatible con cualquier persona. La investigación, que durará al menos tres años y exigirá un inversión multimillonaria, contará con la participación de diversas instituciones gubernamentales, así como de organizaciones privadas, informa hoy el diario The Independent.

La investigación tratará de descubrir la manera de producir sangre artificial a partir de células madre extraídas de embriones que iban a ser destinados a la fecundación in vitro pero que han sido desechados por algún motivo.

El conflicto ético surge, precisamente, en el uso de dichos embriones. Por un lado, y teóricamente, un único embrión podría producir sangre suficiente para cubrir las necesidades de todo Reino Unido. Además, dicha sangre estaría libre de enfermedades, como sida o hepatitis.

Más información
Obama proclama el fin de las trabas ideológicas a la ciencia
Obama reanima a la ciencia con el mayor impulso a las células madre

No es el único proyecto que busca la producción ilimitada de sangre en laboratorio. Científicos de países como Suecia, Francia o Australia también trabajan en el mismo sentido. Incluso una compañía estadounidense anunció el pasado año que se encontraba en disposición de producir miles de millones de glóbulos rojos a partir de células madre embrionarias. Sin embargo, la prohibición de la Administración Bush de permitir investigar con ellas paralizó un proyecto que quizá ahora se retome tras las últimas decisiones adoptadas por Barack Obama.

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS