Los enfermos crónicos quieren la segunda opinión

Suspenden las listas de espera y la información sobre terapias alternativas

Están en primera línea, y por eso son los que más usan el sistema público de salud. La segunda encuesta hecha a miembros de la Coalición de Ciudadanos con Enfermedades Crónicas (más de cuatro millones) refleja, en líneas generales, que éstos están cada vez más satisfechos con la atención que reciben (un 52% dice que todo sigue igual, un 24,3% que está mejor y un 18,6% peor). Pero suspenden, sobre todo, tres aspectos: las listas de espera (tanto para que les vea el especialista como para operarse), la posibilidad de obtener una segunda opinión médica (una promesa electoral recurrente) y que los profesionales les informen sobre terapias alternativas a la que reciben.

Pero esto es sólo lo que refleja el trabajo, hecho por la Escuela Universitaria de Estadística de la Complutense. Porque el presidente de la Coalición, José Antonio Herrada, insiste en un aspecto que "ha empeorado" en los dos años desde el estudio anterior: la falta de participación de los pacientes en la toma de decisión del sistema. "Sólo se nos cita para informarnos, no para preguntarnos", dijo, "aunque la ley de Cohesión y Calidad establece foros y cauces para que se nos tenga más en cuenta". La presidenta de la Confederación de Consumidores y Usuarios (Cecu), María Rodríguez, insistió en la idea: "incluso en las áreas hospitalarias, sólo se nos convoca una vez al año para contarnos los planes".

Más información

Igual que en el estudio del año pasado, quienes mejor parados salen son los profesionales, que mejoran su puntuación en todas las preguntas. En esta última encuesta, se hizo una aproximación por comunidades, aunque por el tamaño de la muestra sólo es representativo el de 12 de ellas, dijo el profesor Lorenzo Fernández. Donde los pacientes están peor es en Madrid, Castilla y León, Murcia y la Comunidad Valenciana. Herrada no quiso asociar este dato con el hecho de que estuvieran gobernadas por el PP. Donde están mejor es en Andalucía, Cataluña, Castilla-La Mancha y Extremadura. Las mujeres son más críticas con la situación que los hombres, debido, sobre todo, a que son las "portavoces" sanitarias de la familia: piden hora, acompañan y atienden a los enfermos.

Un dato como muestra de la desigualdad entre comunidades, algo que preocupa a los pacientes: la espera una vez se está en la consulta de primaria es, según declaran, de 25 minutos en el País Vasco y de 39 en Castilla-La Mancha, un 56% más. La media está en media hora.

Como novedad, este año se ha preguntado por hábitos de vida. Fernández destacó que, en general, entre los enfermos crónicos hay más sobrepeso y obesidad (un 45% y un 19% lo tienen, respectivamente) que entre la población general (40% y 15%).

Se adhiere a los criterios de
Lo más visto en...Top 50