Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El Papa pide al Gobierno español que defienda el derecho a la vida y el matrimonio tradicional

Juan Pablo II pide al Ejecutivo de Zapatero que defienda la enseñanza de la religión católica en la escuela pública

El matrimonio entre homosexuales y la ampliación del derecho al aborto prometidos por el Gobierno de Zapatero no parecen haber gustado en el Vaticano. Así se lo ha hecho saber el Papa Juan Pablo II al nuevo embajador de la Santa Sede, Jorge Dezcallar de Mazarredo, que esta mañana ha presentado sus credenciales en el Vaticano.

En el mensaje, leído durante la presentación de credenciales del nuevo embajador, el Santo Padre no ha desaprovechado la oportunidad de dar la opinión de la Santa Sede sobre la polémica que se están viviendo en España entre la Iglesia y el nuevo Gobierno socialista tras las primeras iniciativas del Ejecutivo, que prevén el uso de embriones para la investigación, el matrimonio entre homosexuales, la ampliación del aborto, la agilización de divorcios y la paralización de la Ley de Calidad (LOCE) y de la asignatura de Religión, además de la posible revisión de los acuerdos Iglesia-Estado firmados en 1979.

Así, Juan Pablo II ha condenado los matrimonios homosexuales y ha pedido al Ejecutivo español que defienda el derecho fundamental a la vida, a la familia y al matrimonio entre hombre y mujer, así como la enseñanza de la religión católica en las escuelas públicas. "Hay que poner de manifiesto la incoherencia de ciertas tendencias de nuestro tiempo que, mientras por un lado magnifican el bienestar de las personas, por otro cercenan de raíz su dignidad y sus derechos más fundamentales, como ocurre cuando se limita o instrumentaliza el derecho fundamental a la vida, como es el caso del aborto", ha subrayado el Papa.

Las preocupaciones del Papa

"Proteger la vida humana es un deber de todos. Los responsables públicos, en cuanto garantes de los derechos de todos, tienen la obligación de defender la vida, en particular la de los más débiles e indefensos. Las verdaderas 'conquistas sociales' son las que promueven y tutelan la vida de cada uno y, al mismo tiempo, el bien

común de la sociedad", ha continuado el Papa, que también ha subrayado las buenas relaciones entre la Santa Sede y España, basadas, según ha dicho, en la estima y el respeto.

En cuanto a las familias homosexuales y el divorcio, el Papa ha indicado: "Entre los derechos no se ha de olvidar el de nacer y crecer en un hogar estable, donde las palabras padre y madre puedan decirse con gozo y sin engaño. Así se prepara también a los más pequeños a abrirse con confianza a la vida y a la sociedad, que se beneficiará en su conjunto si no cede a ciertas voces que parecen confundir el matrimonio con otras formas de unión del todo diversas, cuando no contrarias a él, o que parecen considerar a los hijos como meros objetos para la propia satisfacción".

El Papa ha recordado también sus cinco viajes a España, sobre todo su última visita a Madrid del 4 de mayo del 2003, donde vivió una "vivacidad y fervor desbordante" y en el que lanzó a los españoles el mensaje: "No descuidéis nunca esa misión que hizo noble a vuestro país en el pasado y es el reto intrépido para el futuro". El llamamiento se produce en vísperas de la visita del presidente del Gobierno español, José Rodríguez Zapatero, al Papa, prevista para el próximo lunes, una visita que servirá al Santo Padre para repetir los mismos argumentos expresados al embajador.

Del CNI a la Santa Sede

Dezcallar, casado y con tres hijo, sustituye a Carlos Abella Ramallo. Nació en Palma de Mallorca en 1945, es licenciado en Derecho y en 1971 ingresó en la carrera diplomática. De 1997 a 2001 fue embajador en Marruecos y hasta hoy ha sido de director del Centro Nacional de Inteligencia (CNI).

El nuevo embajador comenzará sus actividades el próximo lunes con la importante visita, la de Zapatero al Papa. En su agenda también destaca el 28 de junio, cuando está previsto que los príncipes de Asturias realicen la tradicional visita tras el matrimonio al Santo Padre.

Más información