Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Diego Torres ingresa en la prisión de Brians 2 de Barcelona a la espera de una decisión sobre el indulto

El exsocio de Urdangarin pide la suspensión de la pena, un recurso que será resuelto por la Audiencia Provincial de Palma en los próximos días

Diego Torres, a su salida de la Audiencia Provincial de Palma el pasado 13 de junio. En vídeo, entrada de Torres a la prisión de Brians 2, en Barcelona.

El que fuera socio de Iñaki Urdangarin al frente del Instituto Nóos, Diego Torres, ingresó la tarde de este lunes en la cárcel de Brians II en Sant Esteves de Sesrovires, en la provincia de Barcelona, mientras aguarda que la Audiencia Provincial de Palma se pronuncie sobre su petición de suspender la ejecución de la pena mientras se resuelve la propuesta de indulto que ha tramitado ante el Ejecutivo central. Diego Torres ingresó a media tarde de este lunes en el centro penitenciario barcelonés en el que pasará su primera noche en el módulo de ingresos. Tras un examen de salud y entrevistas con psicólogos y educadores sociales, será la junta de tratamiento de la cárcel la que decida su destino definitivo en uno de los módulos.

El exsocio de Urdangarin registró el pasado viernes un escrito en la sección primera de la Audiencia Provincial de Palma para solicitar la suspensión de la ejecución de la pena de 5 años y ocho meses de cárcel a la que fue condenado por el Tribunal Supremo, según informaron fuentes judiciales. Torres pidió la semana pasada el indulto al Gobierno central y reclamó a las tres magistradas la paralización de su ingreso en la cárcel hasta que el Ejecutivo central resuelva sobre esta medida, algo que puede llegar a tardar un año.

La petición de suspensión será resuelta por la Audiencia en los próximos días, por lo que su solicitud no ha evitado su ingreso en la cárcel dentro del plazo impuesto por la sección primera, que caducaba este lunes a medianoche. El tribunal dará traslado de los escritos presentados por Torres a las partes para que se pronuncien sobre la idoneidad de que el exsocio de Urdangarin espere en libertad una respuesta a su petición de indulto.

Fuentes judiciales informaron que Torres registró un primer escrito en el que solicitó la suspensión de la ejecución de la pena, acogiéndose al artículo 80 del Código Penal. El artículo 80.3 establece que excepcionalmente y siempre que no se trate de reos habituales, la Audiencia puede conceder la suspensión de las penas que no exceden de dos años de forma individual. Todo siempre que las circunstancias personales del reo, la naturaleza de los hechos, la conducta del condenado y su esfuerzo por reparar el daño causado así lo aconsejen.

En otro escrito, la defensa de Torres informó de que su cliente ha solicitado el indulto al Gobierno central y también pedía por este motivo la paralización de la ejecución de la sentencia de 5 años y ocho meses. Esta medida de gracia es concedida o denegada por el Rey a propuesta del Ministerio de Justicia y es el tribunal juzgador el encargado de decidir si el penado puede esperar en libertad el pronunciamiento, aunque previamente tiene que requerir informes a la fiscalía y las acusaciones. En Palma existe el precedente del expresidente balear, Jaume Matas, a quien la Audiencia le permitió esperar en libertad, con el beneplácito de la fiscalía, el indulto que luego le fue denegado.

Más información