Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El juez autoriza otra búsqueda del cuerpo de Marta del Castillo en el Guadalquivir

Un nuevo informe recoge la posibilidad de que existan restos humanos en la dársena del río

La policía retomará la búsqueda del cuerpo de Marta del Castillo, la joven sevillana asesinada en enero de 2009, en el río Guadalquivir. El juez de instrucción 4 de Sevilla, Francisco de Asís Molina, ha ordenado a los agentes la inspección de un tramo del río en el que, según un informe remitido al juzgado por el padre de la menor, Antonio del Castillo, podría haber restos óseos humanos. Dicho documento recoge la investigación realizada en la zona con un georradar por un geofísico y un criminólogo. Otro informe de la policía también ve factible el nuevo rastreo.

Miguel Carcaño, autor confeso del crimen de Marta del Castillo. Vídeo: ATLAS. Foto: Paco Puentes

La nueva búsqueda del cuerpo de Marta del Castillo se centrará en los próximos días en una margen del río Guadalquivir que no ha sido rastreado hasta la fecha, pese a las diferentes inspecciones realizadas en su cauce a lo largo de estos ocho años. La orden judicial de retomar los trabajos se sustenta en una investigación realizada en este nuevo tramo por dos expertos (el geofísico Luis Avial y el criminólogo Ignacio Abad) y que identifica hasta 16 puntos “exógenos al propio río que son susceptibles de poder ser el cuerpo” de la joven. “Se trata de una conjetura más de tantas que podríamos hacer y no rechazar al desconocer la suerte y destino del cuerpo”, señala el magistrado.

El informe, remitido al juzgado por el padre de la joven, Antonio del Castillo, coincide a su vez con la primera versión de los hechos del asesino confeso, Miguel Carcaño, ya que señala que la zona en la que supuestamente fue arrojado el cadáver de la chica en enero de 2009 está a una distancia de unos 10 minutos de la vivienda en la que se cometió el crimen. Esta reconstrucción de los hechos se apoya en las declaraciones de varios testigos que, a lo largo del juicio, aseguraron que vieron cómo el chico sacaba esa noche una silla de ruedas y transportaba un bulto rígido. Carcaño fue condenado a 20 años de prisión.

El magistrado ha autorizado la nueva búsqueda después de que un informe policial considere “factible” el rastreo en esta nueva ubicación y tras conocer un análisis del Instituto de Medicina Legal de Sevilla sobre el estado en el que podría estar el cuerpo de la joven. “Es evidente que no podemos descartar, como hipótesis de trabajo, que algunos puntos sensibles recogidos en el informe aportado puedan, potencialmente, corresponderse con restos óseos humanos”, señala el juez, quien resalta que se vienen realizado “cuantas diligencias fueran necesarias para agotar la investigación de todas las hipótesis, por remotas que sean, capaces de arrojar luz acerca del paradero” del cadáver.

Vertederos, zanjas y escombreras

  • Un centenar de búsquedas. La policía ha buscado el cuerpo de Marta del Castillo en más de 100 ubicaciones diferentes. El río Guadalquivir, uno de los primeros lugares indicados por el asesino confeso, Miguel Carcaño, ocupó las investigaciones iniciales. 
  • Basureros y fincas. En estos ocho años también se ha intentado localizar el cuerpo de la joven en el vertedero municipal de Sevilla, en una escombrera y otros puntos de la localidad sevillana de Camas y en una finca de La Rinconada. Hasta abril de 2013, la búsqueda del cuerpo de la menor costó a las arcas públicas 616.319 euros.

Durante estos ocho años, el cuerpo de la joven ha sido buscado sin éxito en diferentes puntos de la provincia tras las diferentes versiones sobre los hechos ofrecidas por Carcaño, quien incluso hace dos años se sometió a la prueba neurológica conocida como test de la verdad. “Como tantas veces hemos dicho, desde el principio de esta causa, los funcionarios policiales implicados han ido agotando la investigación de todas y cada una de las hipótesis —hasta de las conjeturas— planteadas en sede policial o por orden judicial”, recuerda el magistrado.

En su resolución, el magistrado establece que la búsqueda se retome “con los medios que el Cuerpo Nacional de Policía considere necesarios”. Según fuentes policiales, los trabajos los desarrollarán los buzos del Grupo Especial de Operaciones de la policía. “Estamos esperanzados, a ver si conseguimos que sea la última búsqueda y que dé resultados”, ha asegurado el padre de Marta tras la decisión judicial.

Más información