Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El Rey reivindica la formación como garantía de igualdad de oportunidades

Los Monarcas entregan las becas de la Obra Social La Caixa a 120 estudiantes

Los Reyes, en la entrega de becas de la Caixa para 120 estudiantes de posgrado. Ampliar foto
Los Reyes, en la entrega de becas de la Caixa para 120 estudiantes de posgrado. EFE

Felipe VI ha reivindicado la formación como instrumento “esencial para garantizar la igualdad de oportunidades” a las nuevas generaciones de españoles que pueden verse limitados por los recursos económicos. El Rey ha recurrido a un mensaje de profunda carga social en un contexto en el que, como consecuencia de la crisis, muchas familias han tenido que renunciar a los proyectos formativos de sus hijos y en un acto, como la entrega de las becas posgrado de La Caixa, en el que el mecenazgo privado está ayudando a paliar este tipo de dificultades.

Acompañados por el presidente de La Caixa, Isidre Fainé, y el ministro de Educación, Íñigo Méndez de Vigo, los Reyes han entregado en el CaixaForum de Madrid los diplomas acreditativos de estas becas para estudiar en algunas de las mejores universidades el mundo a 120 estudiantes españoles.

Ante ellos, el Rey ha ponderado la importancia de la formación, que, además, ha considerado “determinante para la modernización de las economías, para el crecimiento de los niveles de bienestar y para la mejora de las sociedades”. En ese sentido, ha instado a “hacer lo posible para mejorar las posibilidades y oportunidades de educar y preparar más” a los jóvenes y ha puesto el ejemplo de la educación superior como el “poderoso instrumento de prosperidad” que ha permitido a numerosos ciudadanos dar “un gran salto generacional”.

Felipe VI ha referido que las becas de la Obra Social La Caixa “abren un horizonte de oportunidades” al construir capital humano y crear redes y estructuras de cooperación académica, social y científica. El Rey ha agradecido el “compromiso cívico” y “la responsabilidad social” de la Caixa, convicciones que hacen “verdaderamente grandes a las organizaciones”. Asimismo, ha requerido a los becados que sean conscientes de que en el extranjero estarán “representando a España”: “Proyectaréis nuestra mejor imagen por el mundo”. “España os necesita y vosotros nos infundís más confianza y más esperanza”, ha concluido.

Antes que el Rey, el presidente de la entidad financiera ha defendido la misión de la Fundación Bancaria La Caixa de “construir una sociedad mejor y más justa, que permita dar más oportunidades a las personas, especialmente a quienes más lo necesitan”. También ha subrayado la convicción de la entidad de invertir en educación para “asentar los fundamentos de una sociedad más próspera, más innovadora y con un alto capital individual”. Con ese objetivo, Fainé ha afirmado que el Plan Estratégico de la Obra Social prevé triplicar la inversión en investigación y formación en excelencia en los próximos cuatro años.

Fainé ha recordado a los becados las dificultades que ha dejado la crisis en España y la necesidad de trabajar para la creación de empleo. Y los ha exhortado a protagonizar el futuro: “Sed vosotros el cambio que deseáis ver en el mundo”.

139 millones en 33 años

Entre 1982 y 2015, la Obra Social La Caixa ha destinado unos 139 millones de euros a estas becas, una inversión que convierte a este programa en el más importante de los promovidos desde una entidad privada.

Las becas están destinadas a estudios de posgrado (máster, doctorado o investigación predoctoral), en prestigiosos centros académicos, la mayoría de los cuales se encuentra en Europa (65, y 20 de ellos en España) y en América del Norte (48) y Asia (7).

Este programa de becas, que convoca desde 1982 la Obra Social de la entidad financiera se dirige a estudiantes españoles que estén cursando su último año de carrera o que hayan completado estudios de licenciatura, grado o diplomatura universitarios, arquitectura o ingeniería técnica o superior. Desde su creación, se han beneficiado de ellas más de 4.000 estudiantes.

El programa cubre la totalidad del coste de la matrícula y los gastos de desplazamiento y de un curso de orientación en el que los estudiantes de cada promoción tienen la oportunidad de establecer vínculos personales y académicos antes de incorporarse a sus respectivas universidades.

Las becas se otorgan en régimen de concurrencia competitiva. Los aspirantes deben superar una primera fase de evaluación mediante el sistema de revisión paritaria y, luego, una entrevista personal. En el proceso de selección intervienen profesores universitarios con experiencia internacional en este tipo de procesos de evaluación. Los criterios de selección tienen en cuenta, entre otros, aspectos vinculados a la excelencia de los proyectos.

Más información