Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El PP ganará en Valencia y empatarán PSOE, Ciudadanos y Podemos

Los populares pasarían de 20 diputados a 10 o 12 escaños, mientras que Ciudadanos y Podemos irrumpen con siete cada uno y el PSOE, que tenía 10 obtendría entre 6 y 7

José Manuel García-Margallo, este miércoles en Bruselas.
José Manuel García-Margallo, este miércoles en Bruselas. EFE

Los populares se mantendrán como primera fuerza más votada en la Comunidad Valenciana, a pesar de que pueden perder la mitad de los escaños que obtuvieron en las elecciones generales de 2011. La encuesta preelectoral del Centro de Investigaciones Sociológicas (CIS) pronostica la victoria popular frente a un posible triple empate del Ciudadanos, la coalición Podemos-Compromís y el PSOE. Estas tres formaciones podrían empatar, según el sondeo, con siete escaños en territorio valenciano. UPyD perdería el diputado que obtuvo en 2011 y Unitat Popular-Esquerra-Unida estaría en el límite y se tendría que disputar el escaño con alguno de los otros partidos.

El mapa preelectoral del CIS en la Comunidad Valenciana otorga a los populares entre 10 y 12 diputados, frente a los 20 que obtuvo hace cuatro años. En Alicante obtendría entre cuatro y cinco escaños con el ministro José Manuel García Margallo como cabeza de lista frente a los ocho que obtuvo en las anteriores elecciones. Por Valencia, donde logró nueve diputados en 2011, la pérdida sería de cuatro o cinco escaños, y en Castellón pasaría de tres a dos.

El PP confiesa en privado que no podrá repetir los resultados de las generales de hace cuatro años (1,39 millones de papeletas, el 53,32% de los votos y 20 escaños) en la Comunidad Valenciana, pero aspira a mejorar el apoyo logrado en las elecciones autonómicas del pasado mes de mayo, donde se mantuvo como la fuerza más votada con el 26,25% de los apoyos y 653.000 votos.

Si para los populares el objetivo declarado en la Comunidad Valenciana, uno de sus principales graneros de voto en España, es mantenerse como el partido más votado, para los socialistas el reto es no perder la segunda posición en las tres circunscripciones valencianas ante el empuje de Ciudadanos. Hace cuatro años, el PSOE obtuvo diez escaños con el 26,7% de los votos y 697.474 papeletas. Un resultado que hoy firmarían lo socialistas valencianos, que ostentan la presidencia de la Generalitat Valenciana con Ximo Puig y las alcaldías de Alicante, Elche y Castellón, que en las autonómicas del pasado mes de mayo perdieron más de seis puntos y casi 200.000 votos.

El estudio del CIS hecho público hoy otorga al PSOE entre seis y siete escaños y le augura la pérdida de un diputado en Valencia y en Castellón y de uno o dos en la circunscripción de Alicante.

Quienes irrumpen con fuerza son Ciudadanos y la coalición Podemos-Compromís que logran representación en las tres circunscripciones valencianas. El partido de Albert Rivera entraría con fuerza y de manera homogénea en las tres provincias: tres escaños en Valencia, tres en Alicante y uno en Castellón. Por su parte, Podemos-Compromís, que concurren juntos, verían reforzado su feudo de Valencia con cuatro escaños (Compromís logró uno en las generales de 2011), obtendrían una diputada por Castellón y otros dos por Alicante. En total, siete puestos, los mismos que Ciudadanos y que el PSOE, si la horquilla de resultados se ajusta por la parte superior.

Ante el empuje de Ciudadanos y Podemos (que concurre en coalición con Compromís) UPyD y Esquerra Unida son conscientes de que tendrán muy complicado mantener su único escaño por Valencia. Una circunscripción que, además, pasa de 16 escaños a 15 en estas elecciones por la pérdida de población.

El partido de Rosa Díez, que ha sufrido en la Comunidad Valenciana una de sus principales sangrías, tiene ahora al cartel electoral por Valencia de las elecciones de 2011, el actor Toni Cantó, como número dos de la lista de Ciudadanos por la misma circunscripción. Los 146.000 votos y el 5,6% de las papeletas de hace cuatro años se antojan ahora una quimera.

También lo tiene muy complicado el único diputado de Esquerra Unida-Izquierda Plural, Ricardo Sixto, para repetir escaño, ahora bajo la marca Unitat Popular-Esquerra Unida. A diferencia de las organizaciones territoriales de Cataluña y Galicia, Esquerra Unida del País Valencià ha renunciado a integrarse en la candidatura de Podemos y Compromís y corre el riesgo de quedar fuera del reparto de escaños por Valencia. Hace cuatro años fue la tercera fuerza más votada, con 146.000 votos en la Comunidad Valenciana (96.000 en la circunscripción de Valencia) y un porcentaje de votos superior al 6,5%.

Más información