Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El tribunal exime a Julián Muñoz de ir a un juicio por su estado de salud

El exalcalde de Marbella alega que no es capaz “de aguantar" las sesiones que le juzgan por desvío de fondos públicos durante el gilismo

FOTOGALERÍA | EL DURO CAMBIO DE JULIÁN MUÑOZ.  El exalcalde marbellí le dice al jurado que no soportaría 25 días de juicio.

La Sección Octava de la Audiencia de Málaga, que desde este miércoles juzga a 12 personas vinculadas al Ayuntamiento de Marbella durante el gilismo por presunto desvío de fondos públicos en 2001 y 2002, ha eximido al exalcalde Julián Muñoz, debido a su delicado estado de salud, de asistir a las 25 sesiones de vista oral que se han programado. La decisión se ha adoptado después de que lo haya pedido verbalmente el propio exregidor, que presenta un aspecto muy desmejorado. "Si quiere vengo, pero no lo voy aguantar", ha dicho Muñoz al presidente del tribunal.

Delgadísimo, con barba de varios días y vestido con camiseta negra y pantalón de chándal, Muñoz ha vuelto al banquillo de los acusados tras conocerse, hace solo unos días, que la Audiencia Provincial ha revocado la decisión del juez de Vigilancia Penitenciaria de Málaga de concederle el tercer grado penitenciario por enfermedad “grave e incurable”. La Audiencia reconoce las patologías que padece, pero entiende que su estado “no es en absoluto terminal”, por lo que debe seguir preso. Afirma, además, que existe riesgo de que pueda volver a delinquir y blanquear el dinero que obtuvo en el pasado por su actividad delictiva.

Muñoz, en prisión desde abril de 2013, presenta varias secuelas y recibe tratamiento por diversas enfermedades, entre ellas, cardiopatía isquémica, artrosis vertebral, hipertensión y diabetes, según han certificado los informes forenses. “No lo voy a poder aguantar”, ha dicho el exalcalde cuando el presidente del tribunal, Pedro Molero, le ha preguntado cómo afronta el juicio, tras plantear su abogado que está enfermo. Casi al lado lo escuchaba un enchaquetado José María del Nido, expresidente del Sevilla CF y asesor jurídico del exalcalde durante su etapa al frente del Ayuntamiento de Marbella. Ambos se enfrentan en este caso a una petición de la Fiscalía Anticorrupción de 11 años de cárcel.

Muñoz, que en algún momento ha presentado aparentes problemas de audición y ha recordado sus visitas frecuentes al hospital, ha insistido en que no se ve con fuerza para “aguantarlo físicamente”. “El trasiego, ir y venir… Te levantas a las seis de la mañana… Si quiere vengo, pero no lo voy a aguantar”, ha reiterado. El magistrado ha accedido entonces a su solicitud y ha pedido a su abogado, Javier Saavedra, que comunique a la sala los días en que puede estar disponible. Muñoz está actualmente interno en el penal malagueño de Alhaurín de la Torre.

Del Nido ha sido el único acusado en declarar este miércoles (la vista oral ha quedado suspendida hasta mañana, cuando se escuchará el testimonio de Julián Muñoz) y sus palabras, previsiblemente, darán un giro al desarrollo del juicio. Un arrepentido expresidente del Sevilla CF ha pedido perdón a la ciudad de Marbella por el perjuicio que ocasionó su paso por este Ayuntamiento y ha reconocido los hechos que se le imputan, que ha tachado de “deplorables”. Hace algunas matizaciones al relato de la fiscalía, pero admite que participó en el desvío de fondos de las arcas municipales. “Cuando una persona se equivoca, aunque sea por algo de hace 15 años, hay que pedir perdón”, ha insistido el letrado sevillano.

Los hechos supuestamente ilícitos que se juzgan en la Audiencia de Málaga arrancaron en abril de 2001. Según la versión de Del Nido, que está en prisión desde marzo de 2014, fue el entonces alcalde (no lo ha citado, pero se refería al fallecido Jesús Gil) quien decidió que, puesto que la Intervención del Ayuntamiento había comenzado a poner reparos al pago de sus honorarios como abogado, ese dinero se “canalizara” a través de la empresa Fergocon, que facturaba al Consistorio por la ejecución de obras. Es decir, a partir de ese momento se incluyeron “unos sobrecostes” de entre el 10% y el 15% por trabajos que, en realidad, no existieron.

Del Nido ha reconocido haber cobrado por este sistema entre 100.000 y 150.000 euros. Uno de sus hermanos, también acusado, le daba un sobre con la cantidad consignada ilegalmente y él lo dividía en tres partes: una para él, otra para Fergocom y otra para el alcalde. En 2001 era Jesús Gil y en 2002, Julián Muñoz.

El expresidente del Sevilla ha pedido perdón varias veces por su actuación y ha recordado al tribunal que está reparando económicamente el daño a Marbella. Según ha dicho, ya ha abonado más de la mitad de los 2,3 millones de euros que debe aportar por el caso Minutas, por el que está encarcelado, y ha ingresado 187.000 euros para el Ayuntamiento en la cuenta de la Sección Octava de la Audiencia, que juzga el caso Fergocom.

En este procedimiento, el perjuicio para las arcas de Marbella se estima en 1,6 millones de euros. También ha aportado un escrito en el que pone a disposición del Ayuntamiento valores y acciones por un montante de 312.000 euros y ha hecho una propuesta de pago para abonar semestralmente, durante cinco años, 80.000 euros. Para poder hacer frente a esta parte, ha hipotecado un inmueble valorado en dos millones de euros. Previsiblemente, la declaración de sus dos hermanos, que colaboran para hacer frente a las responsabilidades civiles, irá en la misma dirección.

En el caso Fergocon hay en total 12 acusados. Además de Muñoz y Del Nido, hay dos hermanos del expresidente del Sevilla CF, que se enfrentan a una petición fiscal de 10 años y 10 años y medio de prisión. También se enjuicia a varios exconcejales de la etapa del gilismo y a un exinterventor del Ayuntamiento. Los delitos presuntamente cometidos son fraude en la contratación, malversación de caudales públicos, falsedad en documento oficial y prevaricación administrativa. La vista oral se desarrollará a lo largo de 25 sesiones y arranca hoy con la fase de cuestiones previas.

 

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información