Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Podemos sienta sus bases para “construir una nueva mayoría social”

La formación de Iglesias inicia la asamblea ciudadana que sentará las bases de la organización

La dirección rechaza comparaciones con otras fuerzas y enfría el debate sobre candidatos

Luis Alegre, responsable de organización de Podemos, durante la asamblea de hoy.
Luis Alegre, responsable de organización de Podemos, durante la asamblea de hoy.

Podemos comenzó este lunes a sentar sus bases para convertirse en una organización política con una declaración de intenciones inequívoca: “Arrebatar la mayoría a todos los partidos que han estado haciendo de la vida pública un negocio privado”. Tras lograr 1,2 millones de votos en las elecciones europeas del pasado 25 de mayo y afianzarse en las encuestas —que auguran una inédita fragmentación del voto de izquierda—, la formación de Pablo Iglesias se fija como objetivo “construir una nueva mayoría social” frente a las fuerzas actualmente representadas en el Congreso de los Diputados.

Así lo manifestó el coordinador del equipo técnico de la formación, Luis Alegre, en el acto de presentación de la primera asamblea ciudadana, una suerte de congreso que culminará en dos meses y que sus responsables definen como “el procedimiento asambleario y abierto de discusión y participación colectiva por el que Podemos va a dotarse de una organización, así como de unos principios éticos”. Alegre, docente de Filosofía y miembro y fundador de la organización, afirmó en una comparecencia en el Círculo de Bellas Artes de Madrid que este proceso será el punto de partida para afrontar la carrera hacia las próximas elecciones municipales, autonómicas y generales de 2015.

Podemos aún no tiene un programa definido para estos comicios. Para las europeas presentó un “programa colaborativo” que incluía la auditoría ciudadana de la deuda o una renta básica. El propio Iglesias llegó a proponer una regulación pública de los medios de comunicación, aunque finalmente matizó y defendió el modelo británico de la BBC.

El núcleo duro

El equipo de colaboradores de Pablo Iglesias, actual portavoz de Podemos, presentará en los próximos días una propuesta para la organización del partido en el marco de la asamblea ciudadana que culminará el 15 de noviembre. Este equipo, formado por Luis Alegre, Juan Carlos Monedero, Íñigo Errejón y Carolina Bescansa, fundadores de Podemos, se perfila como núcleo duro de la formación al margen de que todos los simpatizantes puedan presentar sus documentos y candidaturas.

El preborrador de ponencia sobre principios organizativos apunta a que Podemos se convertirá en una fuerza política con líder, órganos ejecutivos centralizados y una cúpula de entre 10 y 15 personas. Combinará asambleísmo y estructura de mando parecida a lo que en el PP, en el PSOE o IU se suele llamar aparato. Habrá un portavoz, responsable de la línea política, elegido en una asamblea ciudadana “mediante sufragio libre y directo, pudiendo votarse de manera presencial o telemática”. Este documento concibe la asamblea, que se reunirá cada tres años, como “el máximo órgano de decisión”, pero Podemos contará con órganos de control permanente como un consejo ciudadano integrado por 80 personas.

Sus dirigentes enfrían el debate sobre los futuros candidatos. No tienen aspirantes claros para las próximas citas con las urnas ni lineas rojas para establecer alianzas —por ejemplo, con IU o Bildu en Euskadi—, porque, aseguran, todas estas decisione deben pasar el filtro de los ciudadanos simpatizantes. “Planteamos una idea de base, que es acabar con los partidos de la casta, y a partir de ahí ponemos en marcha un método. Todo eso tiene que pasar por una consulta previa ciudadana”, aseguró Lucía Ayala, también miembro del equipo técnico.

“Hasta ahora, hay casi 120.000 inscritos que podrán participar en las votaciones online en las que se decidirán estos principios, así como en la posterior elección de los cargos o responsabilidades que salieran de la forma de organizarse elegida”, señalan desde la formación. Esos simpatizantes debatirán los documentos fundacionales y elegirán el futuro equipo de dirección. Por eso Alegre rechazó la comparación con las fuerzas políticas tradicionales. “Todo lo decide la gente, es verdad que inevitablemente tiene que haber órganos de dirección, pero vinculados a la gente. Es falsa la contraposición entre democracia y eficacia. Vamos a ser la organización más democrática y más eficaz”, enfatizó.

“En este país el cambio es posible”, resumió Alegre ante las encuestas que auguran el afianzamiento de la organización en el tablero político. “Queremos ser prudentes, pero ha quedado demostrado que es posible. El 15 de noviembre cerramos este proceso y a partir de ahí salimos a ganar”, agregó en referencia al calendario electoral. Alegre también rebajó las especulaciones sobre alianzas e incluso sobre los nombres que han circulado para encabezar la candidatura a la alcaldía de Madrid, los profesores Juan Carlos Monedero y Carolina Bescansa. “No tiene sentido empezar a hacer bailes de nombres”, dijo. En cualquier caso, aludió a las críticas del secretario general del PSOE, Pedro Sánchez. Podemos, en su opinión, “ha inquietado” a los otros partidos “que nos atacan y al mismo tiempo se han visto obligados a soltar lastre y copiarnos”.