Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El portavoz europeo de UPyD reabre el debate sobre el pacto con Ciudadanos

Sosa Wagner aboga por la alianza y critica las “prácticas autoritarias” en su propio partido

Rosa Díez y Francisco Sosa Wagner, durante un acto de campaña para las elecciones europeas de 2009.
Rosa Díez y Francisco Sosa Wagner, durante un acto de campaña para las elecciones europeas de 2009.

El portavoz de UPyD en el Parlamento Europeo, Francisco Sosa Wagner, asumió este martes públicamente y en primera persona la propuesta que planea sobre el partido desde que nació en 2007, y que UPyD siempre ha rechazado de forma tajante: la alianza electoral con Ciudadanos. Ese hipotético pacto entre dos partidos que comparten su objetivo principal —la defensa de la Constitución, la igualdad entre españoles, la unidad de España y el rechazo del discurso nacionalista— se ha planteado muchas veces en los últimos años: la dirección de Ciudadanos siempre se ha mostrado dispuesta a firmarlo; la de UPyD, nunca. Este martes, por primera vez un cargo público relevante de UPyD enarboló la bandera del pacto con Ciudadanos, pero la formación volvió a rechazarlo alegando que sus militantes lo descartaron en el último congreso.

Sosa Wagner, además, arremetió contra las “prácticas autoritarias” que “anidan” en el seno de UPyD y que provocan la “expulsión constante de afiliados” o su “sepultura en vida” cuando optan por no levantar la voz. Contactado después por EL PAÍS, el eurodiputado no quiso sin embargo concretar estas acusaciones: mostró su respeto y admiración por la máxima dirigente de UPyD, Rosa Díez, afirmó que las prácticas autoritarias “se dan en todos los partidos” y se limitó a señalar que le duele que en el suyo también existan. UPyD no tomó ninguna medida disciplinaria contra Sosa Wagner por sus declaraciones. Una portavoz señaló que la decisión de abrirle expediente, si se tomara, solo podría adoptarla el Consejo de Dirección, que se reunirá a la vuelta del verano.

En un artículo publicado este martes en el diario El Mundo, el eurodiputado analiza los resultados de las elecciones europeas del 25 de mayo y concluye que, frente al optimismo inicial, UPyD debe asumir que sufrió en realidad un “pequeño varapalo”, porque no fue capaz de aprovechar la pérdida “masiva” de votos de PP y PSOE mientras en otro punto del arco ideológico irrumpía un partido nuevo, Podemos. En ese escenario, Sosa Wagner aboga por “unir esfuerzos” y propone que un grupo de expertos designados por UPyD y Ciudadanos redacte un “compromiso electoral común” para las elecciones municipales y autonómicas de 2015. En las europeas de mayo UPyD obtuvo un millón de votos y pasó de un eurodiputado a cuatro; Ciudadanos logró medio millón de votos y dos eurodiputados.

La iniciativa de Sosa Wagner fue aplaudida por el filósofo Fernando Savater, que se ha manifestado en muchas ocasiones a favor del acercamiento a Ciudadanos. Savater, vinculado a UPyD desde sus orígenes, confió en que las declaraciones del eurodiputado tengan "eco" en el partido. La dirección de UPyD, a través del diputado Toni Cantó, reiteró sin embargo su oposición a esa alianza y argumentó que el pacto con Ciudadanos fue rechazado por el 98% de los delegados en el último congreso del partido, en noviembre de 2013. "Una de las grandezas del partido es que los que deciden son los afiliados. Hay debate, pero donde se debe dar, que es en el congreso", dijo Cantó en una entrevista en Cuatro. Respecto a las expulsiones de afiliados denunciadas por Sosa Wagner, afirmó: "No conozco expulsiones, conozco gente que se ha ido".

En el otro lado, el portavoz de Ciudadanos, Matías Alonso, se felicitó de la toma de postura de Sosa Wagner y recordó que el partido capitaneado por Albert Rivera siempre se ha mostrado "abierto a sumar esfuerzos" con UPyD. "Así lo piden las bases de los dos partidos", subrayó.

"Las mismas siglas"

El congreso de UPyD, celebrado el pasado noviembre, aprobó con el 98% de apoyo y sin ningún voto en contra, según una portavoz, una resolución que califica al partido como "inequívocamente nacional". "Lo que significa", señala esa resolución, "el principio de actuar en toda España sin excepciones territoriales y con las mismas siglas e igual mensaje común". Respecto a Cataluña, específicamente, UPyD se comprometió a "hacer y ser allí lo mismo que en el resto de España". Fuentes del equipo de Rosa Díez interpretan que ese compromiso impide llegar a pactos electorales con otros partidos como Ciudadanos; y se preguntan por qué Sosa Wagner, que presidió la Mesa de aquel congreso y que pertenece al Consejo Político de UPyD, no se ha mostrado nunca, hasta hora, a favor del pacto con el partido de Albert Rivera.

"Yo no recuerdo haber votado específicamente ninguna enmienda sobre Ciudadanos en aquel congreso", responde Sosa Wagner. "Lo que sí recuerdo es el aplauso unánime que recibió Savater cuando subió al escenario y propuso esa alianza", apostilla. En cualquier caso, el eurodiputado considera que "la situación política ha cambiado radicalmente después de las elecciones europeas" y que, aunque él respetará "sin matices" lo que UPyD decida, considera que negarse a explorar la viabilidad de ese pacto electoral es un error. "La ciudadanía nos lo pide", dice. "A mí cuando me paran por la calle todo el mundo me pregunta lo mismo: '¿Por qué Ciudadanos y ustedes no van juntos?".