Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Albert Rivera: “O por las buenas, o por las urnas”

1.500 personas arropan al líder de Ciutadans en la presentación de su movimiento en Madrid

El presidente de Ciutadans, Albert Rivera, durante su intervención en el acto de presentación de Movimiento Ciudadano, en Madrid. EFE

Se dio a conocer hace una semana y su manifiesto ha sumado ya más de 25.000 firmas. El movimiento ciudadano del diputado por Barcelona y presidente de Ciutadans, Albert Rivera, se ha presentado en público por primera vez este sábado en el teatro Goya de Madrid. Ante unas 1.500 personas -600 en el interior de la sala y otras 700 que se han quedado sin butaca y han tenido que seguir el acto a través de pantallas de televisión- Rivera se ha comprometido a rodar por todo el país para dar a conocer su propuesta a favor de una reforma profunda en la que participen todos los ciudadanos. “España será lo que los españoles quieran que sea”, ha proclamado.

El diputado, de 34 años, es líder de un partido que se presentó a las elecciones por primera vez en 2006 y consiguió tres escaños y que en 2010 llegó a los nueve. Este sábado, ha lanzado un mensaje a favor de que los ciudadanos se impliquen directamente en la vida política y dejen atrás el inmovilismo para lograr un cambio, que “con más o menos resistencia, va a llegar”.

Así, ha anunciado que su plataforma se presentará a las elecciones como partido político si el Gobierno y la oposición no llevan a cabo los cambios que la población española pide. Estos son un pacto nacional por la educación, la reforma de la ley de partidos, de la ley electoral, la separación efectiva de poderes y una reforma de la administración local. “Nos presentaremos por las buenas o por las urnas”, ha aseverado. “Puede pasar que, ante el temor de que esto se convierta en un movimiento mayor, los políticos asuman estos cambios con leyes, plazos, documentos y trabajo. “Si lo consiguiéramos, nos podríamos disolver”, ha añadido.

Rivera también ha defendido la unidad de España frente a “quienes quieren romperla”. “Es el momento de enterrar las dos Españas con siete llaves, de enterrar las luchas de Villarriba y Villabajo cansinas y pueblerinas; es el momento de volver a poner de moda la ilustración, la libertad, la igualdad y la unión”, ha asegurado al tiempo que denunciaba que en algunos puntos de España es pecado defender las libertades individuales por encima de los “delirios colectivos”.

Durante el acto, en el que han intervenido también el escritor Juan Carlos Girauta, la abogada Carolina Punset, y el exministro Antonio Asunción, 12 ciudadanos anónimos han leído el manifiesto al que en una semana se han adherido 25.000 personas.

Rivera ha bautizado esta presentación oficial en Madrid como la conjura de Goya (en alusión al nombre del teatro donde se ha celebrado el acto) como el compromiso para no detenerse “hasta ver el país arreglado”. Ha indicado que no pararán de trabajar en el proyecto tanto desde las redes sociales, donde son muy activos, como viajando por toda España desde ahora hasta el verano para comprobar cuánta gente se suma a su propuesta y firma el manifiesto. De momento, han confirmado su presencia en Barcelona el 23 de noviembre y en Valencia el 14 de diciembre.

Las críticas del movimiento ciudadano

Albert Rivera ha defendido los cinco pilares básicos sobre los que se asienta el manifiesto de su plataforma y que son los puntos que requieren una modificación más urgente. Son:

Ley de Financiación de Partidos. ¿Cómo es posible que un partido prefiera a alguien de su cuerda que alguien que le puede dar muchos más votos y tiene mas capacidad?”, se ha preguntado el político, que aduce que ocurre porque en los partidos actuales, el mérito “es un problema”. “Hay que buscar el talento y no la mediocridad, no debemos ser agencias de colocación”.

Ley Electoral. Que el voto de un ciudadano valga lo mismo que el de otro, inependendientemente de dónde se encuentre y que las listas sean abiertas. “Queremos un sistema proporcional, justo y con libertad para elegir a las personas. ¿Donde está el problema? No lo hay”, ha reivindicado.

Separación de poderes. El líder de Ciutadans ha puesto como ejemplo a los medios de comunicación públicos. “Aquí el presidente del Gobierno hasta puede elegir quien da las uvas en la televisión pública”, ha denunciado. “Tenemos que tener medios de comunicación libres, que no vivan de las subvenciones y donde los periodistas pueden trabajar sin recibir presiones”.

Pacto por la Educación. Un pacto que dure 20 o 30 años donde no existan ideologías, sino calidad y excelencia. “A algunos les gustan mucho las cadenas y no quieren ciudadanos libres y críticos. La educación es el mayor arma contra el adoctrinamiento y el inmovilismo”.

Reforma de la Administración local.  El movimiento defiende que las administraciones públicas estén al servicio de los ciudadanos y de las empresas, no al de los partidos. “Se han puesto hasta seis niveles administrativos, pero no se suprime nada porque se ha colocado a mucha gente de partidos políticos”, ha manifestado.

Más información