Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Interior somete a Bárcenas a un “cacheo integral” tras un vis a vis con su esposa

Prisiones halló una cámara 11 días antes de la emisión del vídeo ilegal

Ampliar foto
Una imagen del vídeo de Bárcenas.

Luis Bárcenas fue objeto de un “cacheo con desnudo integral” por funcionarios de prisiones tras un encuentro vis a vis en la cárcel de Soto del Real con su esposa Rosalía Iglesias el pasado martes. Era la primera vez que se le practicaba esta medida desde su ingreso en presidio, el pasado 27 de junio, por lo que el recluso presentó inmediatamente una queja oficial a la dirección del penal.

El striptease se produjo sobre las 18.20 de este pasado martes, seis horas después de la emisión por La Sexta de las imágenes grabadas ilegalmente a Bárcenas en prisión. Y, significativamente, apenas una hora después de que el abogado del extesorero del PP, Javier Gómez de Liaño, mantuviera una “tensa” discusión con el director de la cárcel para quejarse de la invasión de la intimidad de su defendido y de la falta de protección y garantías evidenciadas con la grabación clandestina.

En la foto inferior, la cámara incautada el pasado día 6.

Media hora después de tan intenso cacheo a la víctima del vídeo robado, Interior emitía una nota en la que, refiriéndose a las imágenes, rechazaba “estas prácticas claramente ilegales” y precisaba que “en las últimas semanas se han intensificado los controles para preservar la intimidad de los reclusos, derecho fundamental del que no están excluidas las personas privadas de libertad”.

Interior anunciaba, además, la apertura de una investigación “para tratar de esclarecer la autoría de las grabaciones y las circunstancias” en las que produjeron. Doce horas después, este miércoles por la mañana, Interior difundía una nueva nota en la que ofrecía los resultados de sus “indagaciones intensas”. El ministerio informaba que “el pasado día 6” se incautó de una microcámara envuelta en un preservativo dentro de una papelera del módulo 4, donde se encuentra Bárcenas.

A raíz de la difusión de las imágenes, Gómez de Liaño presentó este martes tarde denuncia, susceptible de conversión en querella, por violación de la intimidad de su defendido. En su escrito pide al juez que el ministro del Interior, Jorge Fernández Díaz, informe de si ha “abierto una investigación para descubrir a los responsables” y solicita, amén de la entrega de las grabaciones, la declaración de Bárcenas y del director de la cárcel de Soto del Real.

La difusión de imágenes del extesorero en prisión no ha sorprendido a los funcionarios, que confirman que la dirección del centro les había ordenado intensificar los controles desde el ingreso de Bárcenas, al temer una filtración mediática como la que se ha producido. Interior admite en su nota que en el último mes ha realizado numerosos registros “ante la impresionante presión mediática que vive el centro”. Gómez de Liaño, sin embargo, no entiende cómo, si desde el pasado día 6 Prisiones tenía en su poder la microcámara incautada en el módulo de Bárcenas, “no ha hecho nada al respecto, ni ha llegado a identificar a los implicados en la grabación”.

Instituciones Penitenciarias precisa que la cámara incautada carecía de tarjeta de memoria, por lo que no puede acreditar si fue o no la utilizada para tomar las imágenes del extesorero.