Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

El PP demanda al ‘número tres’ del PSOE por hablar de su contabilidad b

Óscar López se reafirma en sus palabras y acusa de “hipocresía” a los populares

El Partido Popular ha añadido un nombre más a su lista de demandas por el caso Bárcenas contra personas ajenas al extesorero. El vicesecretario de Organización, Carlos Floriano, anunció ayer que su formación emprenderá “acciones judiciales” dirigidas a Óscar López, su homólogo en el PSOE, por las declaraciones que este realizó a la agencia Europa Press en las que aseguraba que el PP manejó una contabilidad opaca durante años.

El número tres de los socialistas hablaba en una entrevista de “la profunda hipocresía del PP, y de unos dirigentes como el señor Rajoy, la señora Sáenz de Santamaría, la señora Cospedal... que han hecho un discurso contra la política, contra el sueldo de los políticos, contra la financiación de los partidos”. “Recuerdo a la señora Cospedal quitándole el sueldo a los diputados [de las Cortes de Castilla-La Mancha], a la señora Sáenz de Santamaría recortando un 40% las subvenciones a los partidos. Ahora entiendo muchas cosas... porque el PP tenía caja b, y tenía sueldos en b. Eso se llama hipocresía”, concluyó.

Tras conocer que iba a ser demandado por el partido del Gobierno, López se reafirmó: “Lamento que el PP haya amparado la corrupción. Durante 20 años se ha financiado irregularmente. Decían que el caso Gürtel era una conspiración contra ellos. Han dicho toneladas de mentiras”. Esta mañana López recibió el apoyo de la número dos del PSOE, Elena Valenciano: "Yo lo afirmo también. Me temo que el PP va a tener que preparar una "demanda universal". Contra todos, sí, menos contra Bárcenas -único culpable, según el partido del gobierno- en esta mala película", aseguró en su página de Facebook.

Carlos Floriano insistió en que “en el Partido Popular no se cobran ni sobresueldos ni sueldos en negro, sino sueldos con su correspondiente retención fiscal y con el pago de cuotas de los impuestos correspondientes”. E invitó a López a “que repase”, las declaraciones de bienes de los miembros del PSOE en el Congreso “que compatibilizan”, dijo, su condición institucional con un cargo en Ferraz. “Entre ellas aparece la percepción de cantidades como consecuencia del cargo que ostentan al tiempo que cobran de las Cortes”.

Según la Ley de Régimen Electoral, la condición de diputado se ejerce con “dedicación exclusiva”, y solo es compatible con actividades privadas —como lo es la de ocupar un cargo en un partido—, según contadas excepciones, como son las de “administrar el patrimonio personal”, o las actividades que expresamente autorice la Cámara. En cualquier caso el sueldo de diputado es incompatible con otra paga que tenga carácter salarial, por lo que se buscan subterfugios como son en el PP los “gastos de representación”, que completan la nómina de los cargos electos.

“Lo que intenta el señor López es ocultar la debilidad del PSOE, que está en las tesis del señor Bárcenas”, contraatacó Floriano, quien calificó a su excompañero como “una persona que no ha sido capaz de explicar el origen del dinero que tiene en Suiza y que está preso en Soto del Real. No puede entenderse que el principal partido de la oposición sea partícipe de esa estrategia”. No dejó pasar la ocasión el dirigente del PP para mencionar Filesa, ni la promesa incumplida del secretario general del PSOE, Alfredo Pérez Rubalcaba, de presentar sus declaraciones de la renta de la última década.

Las declaraciones de Óscar López se producen después de que el juez Pablo Ruz, que instruye la investigación sobre la contabilidad de Bárcenas, constatase que “la autoría [de los papeles] por parte del extesorero se encuentra confirmada por él mismo y por las pruebas periciales practicadas”. El juez también considera confirmada “la realidad de varios apuntes contables por declaraciones testificales así como el análisis documental comparativo con los datos de la contabilidad oficial remitida por el Tribunal de Cuentas y el Partido Popular”. Una docena de testigos han corroborado la veracidad de hasta 55 apuntes de los papeles por un total de 1,7 millones de euros. Uno de los últimos en hacerlo fue Cristóbal Páez, que fue tesorero del PP entre 2009 y 2010. Páez admitió en la Audiencia Nacional haber percibido del PP dos sobresueldos de 6.000 euros en billetes de 500.

Con la acción judicial anunciada ayer, la formación conservadora suma una decena de demandas contra quienes han divulgado los papeles, como el diario EL PAÍS, o contra quienes los dan por buenos. Sin embargo, la formación no ha presentado ninguna contra su extesorero Luis Bárcenas, a excepción de la que su secretaria general, María Dolores de Cospedal, formuló a título individual.

Vicente Martinez-Pujalte, portavoz parlamentario del PP en materia económica, insistió hoy en declaraciones a la Cadena SER que Bárcenas "tiene que explicar el origen del dinero y hasta que no lo haga no puede salir de la cárcel". Aseguró que "no se ha demostrado", que su partido tenga contabilidad b y defendió que, en este caso, el juez hace bien en "seguir la pista del dinero".

Más información