Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
EP Firmas BLOGS Por ERNESTO EKAIZER

El país del `como si ´, devaluación interna y estancamiento

 El Instituto Nacional de Estadística (INE) confirma dos datos relevantes. La economía volvió a caer en el segundo trimestre de 2013, en lo que ha sido el octavo trimestre de la segunda recesión desde que empezó la crisis o lo que podemos llamar nuestra Gran Depresión, en 2008. Y, junto con ello, que los puestos de trabajo (ocupación) creados en el segundo trimestre son de doble naturaleza: temporales (estacionalidad) y precarios (caen los contratos indefinidos)

Al hilo de los datos de la Encuesta de Población Activa (EPA), escribí la semana pasada: "Ya se sabe que encuestas de población activa, como otros datos del paro, indican cómo se ha comportado la economía española en el pasado. Pero si lo que revelan las tripas del sondeo del segundo trimestre del año es algún mensaje hacia el futuro próximo, resulta muy difícil, por no decir imposible, eludir el más evidente. Ese indicador es que estando los puestos de trabajo creados tan ligados a la primavera económica que experimenta en estos meses una economía de servicios y turismo como la de España, los vientos que van a soplar en otoño e invierno se los llevarán por delante".

 Y no hay ningún dato que nos lleve a esperar que esos puestos serán reemplazados por puestos sólidos y más estables.

Tiene razón el Gobierno. La reforma laboral está dando sus frutos. Se buscaba abaratar el coste del factor trabajo, mediante el despido fácil, la reducción de los salarios y la indemnización por despido. Era el objetivo de la reforma laboral y de toda la política económica de Mariano Rajoy.

Es la devaluación interna, ¡estúpido!.

En el debate de la Comisión de Economía, el pasado jueves, día 25, el ministro de Economía, Luis de Guindos, explicaba todo esto así: "Las ganancias de competitividad que resultan de procesos de devaluación interna como los que ha llevado y está llevando a cabo la economía española que son mucho más duraderas que las devaluaciones externas basadas en el tipo de cambio".

Y su teoría: "En los procesos de devaluación interna se evitan los efectos de segunda ronda, que a través de aumentos de precios y salarios acaban más que compensando las ganancias de competitividad que se producen a corto plazo, llevando a un modelo de economía indexada con moneda débil e inflación alta. La evidencia del pasado lo demuestra así".

Bien. En realidad, la oposición entre devaluación interna y externa es completamente inútil. No existe dentro de la unión monetaria. Para que la opción de devaluación externa estuviera otra vez al alcance sería necesario ir a un sistema como el que preconiza ahora el economista alemán Hans-Werner Sinn, presidente del Instituto de Investigación Económica (Ifo) y asesor desde 1989 del ministerio de Economía alemán.

Y no olvidemos que Sinn habla de esta alternativa porque estima que la devaluación interna, que defiende el ministro español, no es precisamente lo que llamaríamos un experimento con gaseosa. Le parece un calvario de diez años para abaratar los costes en un 30%. Al presidente del Bundesbank (banco central) Jens Weidmann, le parece muy duro, aunque él cifra el ajuste pendiente en España para el resto de ésta década.

Pero la devaluación interna que preconiza el gobierno de Rajoy, y que el ministro de Economía ha expuesto sin rodeos, supone, una vez más, una repitición de la jugada.

Porque así como España ha sido la darling (la querida) de los mercados internacionales o el poster child (arquetipo o ejemplo) durante los años de la burbuja de crédito, inmobiliaria y bursátil, ahora el Gobierno intenta presentarse como la querida o el arquetipo del Gobierno alemán.

¿No ha puesto acaso el Gobierno de Ángela Merkel en su campaña electoral como ejemplo a España de un país que está haciendo un experimento traumático?

España paga, de facto, unas reparaciones de guerra. Estas reparaciones se llaman hoy devaluación interna. Para expiar nuestros rasgos malsanos.

¿Rasgos malsanos?

Veamos que piensa Hélène Rey sobre cómo se transmitió la Gran Recesión a la eurozona. Rey, nacida en Francia, de 43 años, es profesora de la London Business School. En marzo de 2012 obtuvo la distinción que se da a los economistas europeos que tienen menos de 45 años cuyo trabajo de investigación se considera relevante para Europa. Es el premio Yrjö Jahnsson, creado en 1993, en homenaje al economista y hombre de negocios finlandés. Se le dio el galardón por su nueva mirada sobre las estimaciones de la deuda exterior de Estados Unidos y otros países.

"Para entender cómo se transmitió la crisis a Europa es importante mirar, otra vez, el balance completo de los países. Europa no tenía endeudamiento neto", explica. "Pero algunos países tenían exposición a activos tóxicos de Estados Unidos. También se alimentaron burbujas inmobiliarias en Irlanda y España vía endeudamiento interno y otros bancos europeos".

Según razona, hay una ironía en las peleas que hoy día tienen entre sí muchos líderes europeos. "Muchos de los países del norte de Europa, cuya fama es la de `trabajar duro´, no quieren prestar a los países perezosos del sur (de Europa) afectados por la crisis porque ello premiará el mal comportamiento. Pero olvidan que sus propios bancos se comportaron mal y asumieron grandes riesgos".

Bien. España ya ha superado, según afirma el Gobierno, lo peor. Y ahora estamos en la antesala de la recuperación. Era incluso posible que este segundo trimestre, decían, la economía experimentara crecimiento cero.

Pero ha sido una caída del 0,1%. En realidad, según el Banco de España, algo más: -0,14%.

El debate pertinente, incluso, o sobre todo, a raíz de la EPA del segundo trimestre de 2013, es qué tipo de recuperación podemos esperar.

En los años treinta, el economista que mejor representaba a John Maynard Keynes en Estados Unidos se llamaba Alvin Harvey Hansen.

Hansen fue profesor en la Universidad de Brown y más tarde enseñó en la Universidad de Minnesota. En 1937 fue nombrado profesor de economía política de la Universidad de Harvard.

Había leído muchas referencias a uno de sus muchos libros. Pero era difícil conseguir un ejemplar. No se había reeditado.

Fue en una librería de viejo de Nueva York donde conseguí, por fin, dar con una edición de 1938. Se llama Full recovery or stagnation? (¿Recuperación plena o estancamiento?). Esta obra dio lugar a uno de los debates más apasionantes del siglo pasado.

  Situémonos. La economía norteamericana llega en 1933 al punto más dramático de la llamada Gran Depresión, con una tasa de paro de 24,9%. En dicho año comienza la recuperación.

Y, en 1937, cuando la tasa de desempleo ha descendido al 14,3%, se inicia una consolidación fiscal prematura. Tiene lugar una segunda recesión. Hansen publica su obra al año siguiente.

 En 1938, pues, plantea Hansen si en realidad no se abre una larga fase de estancamiento (stagnation) por la falta de oportunidades rentables de inversión. Dice que si bien la economía capitalista moderna tiene una enorme capacidad de ahorro, si falta la oportunidad de inversión, ese potencial no contribuye a la formación del capital y al crecimiento sostenido de la actividad económica. ¿Qué pasa entonces? Los ingresos de la gente caen y se consolida el paro masivo.

Este debate, en el que participa nada menos que el economista Joseph Schumpeter, en Harvard, terminará siendo, sin saberlo, un viaje a ninguna parte. Porque la entrada de Estados Unidos en la Segunda Guerra Mundial aporta lo que según Hansen faltaba en 1938: la oportunidad de inversión.

El motor de la nueva expansión capitalista es la guerra y la reconstrucción.

España ha atravesado por dos recesiones, hemos conocido por fin lo que es el llamado double dip (doble hoyo recesivo) y nuestro propio patrón oro, un euro con defectos evidentes de mala fabricación, nos ha conducido a un política económica y social devastadora que es lo más parecido a un hara-kiri para toda una nación. A una guerra virtual. Y por ella, por haberla perdido (junto con Grecia, Irlanda, y Portugal) estamos pagando las reparaciones bajo la factura de la devaluación interna.

Hansen hablaba de “recuperación plena” de la economía en 1938, a raíz de la segunda recesión norteamericana.

 Hoy hablar de recuperación “plena” en España y en Europa es extraordinariamente presuntuoso. Ni siquiera podemos pretender que estamos anta una recuperación anémica.

Porque, además, si hacemos caso de las cifras que hemos conocido sobre la ejecución presupuestaria en el primer semestre de 2013, serán necesarios medidas adicionales de austeridad para llegar a cumplir el nuevo objetivo del 6,5% de déficit este año. Los ajustes que nos exige la tecnocracia de Bruselas difuminarán cualquier espejismo temporal.

Con el credit crunch, o restricción crediticia, que es coherente con una economía sin demanda, y con nuevas necesidades de saneamiento del sistema financiero, hablar de una recuperación invisible o meramente estadística parece más adecuado que de una recuperación a secas.

Al finalizar, precisamente, su réplica a los grupos parlamentarios, el ministro de Economía terminó con una exhortación enigmática:

-Nos queda un hito importante que nadie de ustedes me ha comentado, y es que estamos ya en el tramo final de nuestro programa de asistencia bancaria. Quedan tres o cuatro meses importantes y fundamentales. Si les parece, volveré en los próximos meses, después de verano, una vez que tengamos ya, porque es un hito importante, el último informe sobre la ejecución del pago a la asistencia bancaria de España. 

¿Vamos a necesitar una cantidad superior a los 45.000 millones en números redondos ya utilizados de la linea crediticia de 100.000 millones del Mecanismo Europeo de Estabilidad (MEDE)? ¿Llegaremos a los 100.000 millones?

Continuará.

Comentarios

Bueno, yo también estaría "encantado" de que me llamara un juez a declarar sobre sobres negros sacados del dinero escamoteado a los contribuyentes a base de engordar precios de obras. Así luego echaba un rato de risas con los amigos "sobreros".
LOS SOCIALISTAS, NERVIOSOS CON LA JUEZ ALAYA. LOS POPULARES, TRANQUILOS CON RUZ . …Sigue habiendo miedo, mucho miedo, en el PSOE de Andalucía ante las posibles imputaciones que se avecinan por el caso de los ERE fraudulentos. De ahí que el partido socialista se esté convirtiendo, en estos días, en un sálvese quien pueda. Mientras 2 ex altos cargos de la Junta (Mohedano y Lozano) piden la nulidad del auto de imputación, al acusar a la juez Alaya de hacer “imputaciones selectivas” y de no haber tocado aún a los cargos aforados. Otros, caso de Griñán, buscan seguir aforados en septiembre, aunque sea como senadores autonómicos, precisamente para eso. Para no ser llamados a declarar por la juez Alaya. Qué temerán tanto. . …La otra cara de la moneda la tenemos en Madrid. Hoy el juez Ruz ha anunciado que llamará a declarar, en calidad de testigos, a Cospedal, Cascos y Arenas, por entender que sus declaraciones pueden arrojan luz sobre la supuesta contabilidad B del Partido Popular. Cada uno de ellos fue secretario general del Partido en una etapa diferente y, sin embargo, ninguno de ellos le ha puesto trabas al juez. Al contrario. Han asegurado que acudirán a la Audiencia Nacional a declarar ante Su Señoría, pese a que podrían hacerlo desde sus respectivos despachos. . …Cospedal está deseando colaborar con la Justicia y no le importa renunciar al privilegio que le otorga su cargo como Presidenta de Castilla-La Mancha para trasladarse ella misma, a mediados de agosto, a la Audiencia Nacional. Quiere hablar con el juez Ruz, ya que está deseando “contestar a tantas mentiras y calumnias que se están vertiendo”. Sobre todo desde Soto del Real, donde al extesorero Bárcenas –poco de fiar- se le ha ratificado la prisión incondicional por miedo a que se fuge de España, destruya pruebas o siga delinquiendo. Ni siquiera se atreven a dejarlo suelto con una pulsera telemática (la pulsera de los violadores). . …Por tanto, el desarrollo de las instrucciones está siendo bastante diferente en uno y otro caso. Y así lo percibe la ciudadanía. Mientras el miedo gana terreno en Andalucía, permanece la tranquilidad en Madrid. Mientras José Antonio Griñán quiere esconderse en la Cámara Alta para seguir disfrutando de aforamiento, tras su marcha, en septiembre, de la Presidencia de la Junta de Andalucía, los populares hablan abiertamente del dinero robado por Bárcenas y niegan, como es natural, una contabilidad B en el Partido. El día 1 hará lo propio Rajoy. . …En fin, algo de verdad debe de haber en todo esto. No pueden existir tantas casualidades.
Hay personajes como Maruhenda que asombran, -como el se asombra continuamente- con sus argumentos. Que encastillados cínicamente en una falsa dignidad, ante los ojos de todos, se satisfacen en construir toda argumentación, -siempre en defensa de PP-, desplazando sobre los demás lo que les es propio: a vosotros no os interesa la verdad –repite como exorcismo de la misma.Una verdad que renuncia a la evidencia mediante su limitación exclusiva a los resultados formales de la justicia como proceso ocultamiento de la parte que niega; un impasse temporal en el que diluir la mayor parte de su contenido. Una versión de la misma que abandona en el trayecto cualquier contenido moral en que se soporta la obligación de ser fiel a ella y de perseguirla como obligación fundamental de todos con todos, y sobre la que, aquellos a quienes se le reclama y que este sujeto defiende, tratan de pasar de puntillas para que no sea descubierta.El problema es que esta ideología cínica que hace omisión de la evidencia para taparla con semejante desplazamiento surte su efecto en el Servilismo Voluntario: ese proceso de identificación absoluta que termina por ser una pura alienación en el mensaje de Otro, como única realidad posible. Ahí los tenemos, a ellos, como prueba, tras todo lo ocurrido, sin que el “morir de vergüenza” aparezca en sus rostros haciendo frenar semejante escenificación y luego el ventilador de sus monaguillos, procurando esconder lo propio en lo ajeno, como método.
Para Trigolimpio, Tu punto de vista,de la corrupcion,,,,,.... PP -1 = PSOE A - 0 Pues ha' la disfruta de tus goles, Que como ciudadana Espanola me averguenzo de cualquier indicio de corrupcion por muy minuscula que sea esta,,, de todos los corrupt@s que nos gobiernas en este misable Pais. Y si estubiera en mis manos,Te lo regalaria con mucho gusto," toyto para ti".especialmente el Bocanegra Andaluz.......
No se podía esperar otra cosa de esta particular práctica económica “friedmaníca” del neoliberalismo que se ha impuesto contra la experiencia práctica (con resultados demostrados eficaces) del keynesianismo, desplazándolo desde el origen de la crisis. Que en particular en Europa y más aún en España, se ha caracterizado por la persistencia en el error y la profundización en el método. Al menos, EEUU, ha puesto en marcha mecanismos monetarios que aumentando la inflación no han ahogado tanto la economía, mientras que nuestro BCE más parece un enemigo dentro de casa que un regulador al servicio de la ciudadanía; al que, en nuestro caso, hay que sumarle el “goce particular de este gobierno”, -tras la genuflexión a Merkel del anterior-, en ser el alumno avanzado que pretende el aprobar por el comportamiento en lugar de por el saber. Todo ello, ocultado, como se ve, por lo que nunca nombrarían como brotes verdes, que aquí toman forma de recuperación segura a medio plazo -que jamás llega-, “desaceleración” del incremento de paro, “movilidad exterior de los trabajadores”, “buenos” indicadores económicos adelantados y mejora de los datos del paro -que más tarde se ve ligada a pura temporalidad-, entre otras muchas falsedades que funcionan como consignas de ocultamiento de los hechos.Pero la realidad es que en las medidas tomadas, la “forma” de recortes y reformas que destruyen el trabajo y la economía a cambio de recoger beneficios a la corta, es el “fondo” que se presenta como la futura recuperación segura. Lo que se sabía que ocurriría es lo que ocurre: devaluación interna y estancamiento con todas las consecuencias que acarrea. Entre ellas que lo que llamamos estancamiento en realidad no lo es, sino que es empobrecimiento; que en la reforma bancaria mediante el “rescate”, -nombrado por Ekaizer en su comentario, donde se tomaron 45.000 millones-, aparece como una devaluación de activos que se traga todo lo que los españoles pongamos, a través de la deuda publica, para sanear un sistema -en el que los “Blesas” se repartian salarios millonarios y los políticos encontraban trabajos y prestamos- que más tarde vender a los “amigotes” a precios de risa, como telefónica; que por este camino ya están hablando aumentar, de la bolsa que tenemos de Europa hasta los 100.000, para estabilizar lo que esta "práctica" nos garantizo a través del gobierno que no ocurriría.
Con Bárcenas se dilapida el prestigio que aún le quedaban a las dos legislaturas de Aznar... Entra en Vergüenza de País: http://yestheycan.blogspot.com
Lo que yo me temo, es que los planes que se han hecho para España son los siguientes: dedicar la producción a la exportación, basar la hostelería en el turismo extranjero, y la industria inmobiliaria en la venta a extranjeros. Es decir: un país que produce para fuera, pero cuyos ciudadanos no pueden acceder a los productos. Por tanto es necesario que el producto sea barato (para los de fuera, no para los de dentro), es decir, que las empresas tengan pocos gastos: salarios bajos y baja fiscalidad (sólo para las empresas). Es cierto que la economía así puede crecer, pero también es cierto que se basa en la pobreza de la población. Tampoco podrán resistir este sistema las PYMES y los agricultores, que serán todos sustituidos por grandes compañías. En definitiva, es posible que España salga de la crisis, pero los españoles no saldrán nunca, y el paro será elevadísimo porque no es un problema: la clientela está fuera. Para cambiar este futuro, habría que marchar en la dirección opuesta: dejar de pagar la deuda, invertir el PIB en reindustrializar, instaurar la sociedad del conocimiento y producir alta tecnología.
Vista la defensa -marcial, prietas las filas, mirada al horizonte- del cereal sucio que nos obsequia con sus ocurrencias; vista la defensa, digo, que hace de Don Tancredo y sus gaviotos empapados en cieno y, por contra, la condena ad aeternum a la que destina Griñán en el caso de los ERES, se me ocurre, así a bote pronto, que a lo mejor lo que sucede es que a Griñán, aunque poca, todavía le queda vergüenza, y Don Tancredo no solo la ha perdido del todo sino que ni se la espera.
En la excelente película "Cadena perpetua", le dice Morgan Freeman a Tim Robbins: ese preso se ha institucionalizado, queriéndole ejemplificar al condenado que, debido al tiempo de internamiento, ya era incapaz de hacer otra cosa que conformarse con su destino. Viene a cuento porque El Don Tancredo que viene hoy en el Huffington Post tiene una risa institucionalizada, del idiota que ya no sabe hacer otra cosa ante el desastre que poner cara de payaso mientras los muertos van pasando. Como si el funeral no fuera con él.
En fin, al señor Ekaizer le tengo cierto respeto pero la verdad es que no entiendo muy bien el hilo argumental.Establece una dicotomía entre las medidas tomadas en USA y en Europa. Para él la solución USA es la mejor, imprimir dinero como sino costara, aumentar el balance de la FED hasta un valor del 25%PIB americano. Esa solución aplicada en USA con el dólar como moneda refugio es más o menos aplicable, ya veremos cuando acabe el QE infinito que va a hacer la FED con tacto activo comprado que no vale nada. Y si no se le caerá la economía que vive de los litros de la FED no de la economía real.En Europa este tipo de soluciones son imposibles entre otras cosas porque hay disparidades fiscales, economicas, laborales entre todos los paises. Además el euro no es moneda de referencia para nada.Por lo que la unica solución posible y duradera es reducir la deuda privada ypública a pasos agigantados, ya que está costriñendo la economia. España por fin ha hecho una reforma financiera a fondo, donde se saca Ekaizer que los bancos necesitan mas fondos públicos??. Bankia parece que empieza a funcionar despues de la limpieza y quedan las patatas calientes de NCG y Catalunya Bank que hay que vender ya.Y luego reformas estructurales de liberalización de servicios y mercados que es la que está pendiente junto con la reforma de la administración. La economía está estabilizada y ahora hay que ver cómo de rápido salimos de ésta. Por cierto el rollo del cambio del modelo productivo es una milonga. Los modelos productivos nos los deciden los gobiernos sino los empresarios que deciden arriesgar. Los gobiernos deben de dejar de subvencionar sectores que lo único que hacen es crear burbujar (ej. renovables, inmobiliario) y que sea el mercado el que decida que es rentable y que no.
Publicado por: jose | 31/07/2013 14:15:42Lo explica usted muy bien, de tal modo que casi me emociona. Pero usted habla de unos establos limpios y de otros que están a punto de serlo o de desaparecer en el intento, sin embargo no nos dice nada de quiénes son los que han cogido el rastrillo, la fregona y los cubos de agua para que capital pueda tenerlos limpios. Y de eso se trata, jose, de que los paganos están siendo los mismos que, encima, sufren las carencias y para los "saneados" , los beneficios mondos y lirondos. Su análisis es torticero y sus sesgos claman casi tanto -porque conseguir su cota es difícil si no imposible- como los del que mañana se tiene que explicar sobre lo que ha hecho con este país mientras que sus amigos se enriquece, perdón, quise decir "se sanean", por utilizar su lenguaje.
De lo que debemos de hablar es de diferencia, en primer lugar, como un resto que queda entre cantidades desiguales, ingresos y gastos, de la que hay que partir para pagar una deuda. (Cuyo pago se correspondería con una responsabilidad en su origen, que de momento dejamos al margen por esta fura del debate).Esa diferencia se puede obtener de reducción del gasto de la riqueza que se produce, que es la pretensión inmediata de la política “austericída” que provoca el hundimiento de la producción por que atenta contra de la demanda y la inversión, o del sostenimiento de aquella evitando el derrumbe de los factores que los soportan. Claro está, que mientras tanto, es necesario ajustar los gastos a los ingresos, pero en esto de las REFORMAS se nos olvida la fundamental, que tolera que, de los ingresos, las grandes fortunas y corporaciones, defrauden, -según el sindicato de Técnicos de Hacienda-, el 73% de los 80.000 millones año que esta práctica evita que lleguen a las arcas del estado. Y también que por las desgravaciones con que este sector cuenta, dejemos de ingresar otros 8 puntos más del PIB, -otros 80.000 millones año. No se trata de recogerlo todo, eso sería ingenuo, sino una parte que evite los recortes y la falta de inversión que son causa del hundimiento que no nos deja pagar la deuda. Dado que lo demostrado, hasta ahora, es que esta no baja por este camino elegido. Que la economía esta estabilizada no es más que una opinión, como poco ingenua, que se olvida de la destrucción de empresas, trabajo y recursos, de estos últimos años, que entiende por estabilidad el estado de desorden e ineficacia de una proceso que se ha limitado a decrecer como medio de afrontar lo que no sabe resolver. Demasiado largo hablar de modelos productivos, pero una apunte: el premio nobel E.S. Reinert, dedica la obra La Globalización de la Pobreza, a señalar la diferencia entre los rendimientos crecientes de unos sistemas frente los decrecientes de otros, que explica como que dejan la pobreza en los países que se dedican al segundo.
Se rescatará sine die mientras no rompamos el MOU.
Es muy simple, se crean leyes para reducir las pensiones a los ancianos. Si un anciano sale del banco o caja, después de haber cobrado al final de mes y de un tirón o con la bisagra se le arrebata el contenido, díganme ustedes que delincuente va ha reconocer estos echos delante del juez Ruz (del caso Andaluz cuando toque).
La devaluación interna o el empobrecimiento generalizado es la causa de que no volveremos a ser lo que fuimos. Se acabó el esplendor ficticio que ha vivido este país.La depauperación de las clases medias y más bajas convierte a este país en irrecuperable. Todos nos peleamos por un trozo de pan mordisqueado que el gobierno y los empresarios nos tiran, si no lo cogemos vendrán otros que sí lo cogerán.Sí, es cierto que hemos vivido por encima de nuestras posibilidades y cuando ha llegado la parca económica nos hemos encontrado con nuestra propia realidad.Si teníamos una deuda pública del 33% en 2008, ahora, en tan solo cinco años la tenemos del 89%. ¿Cómo salir de este atolladero? No con la política. EEUU salió de su segunda recesión del 38 gracias a un tipo desalmado, Hitler. Si no llega a ser por la Segunda Guerra Mundial, América hubiese tardado en salir de la crisis más de una década. El Programa de Préstamo y Arriendo a Rusia, la soledad de Gran Bretaña en la guerra y posterior entrada de USA en el conflicto, arregló no que no tenía arreglo. Las fábricas de coches se tornaron en factorías de tanques, de aviones, etc. Ahí estuvo el futuro de su industria.Pero España no tiene futuro inmediato, nada de salir de la crisis en 2014, ni al año siguiente, ni al otro, ni..... Este país tiene que tener un crecimiento del 2% del PIB para poder crear más empleo del que destruye y eso no se conseguirá con estas condiciones. Porque el empobrecimiento de los ciudadanos no ayuda a la recaudación. Una cosa tiene que ver con la otra. Algunos ven la fractura de las nacionalidades como el único remedio a la salida de la crisis. La marca España nos ha dejado marcados para siempre.
Si el 70% del PIB es sector servicios y si, salvo el turismo y poco más, no es exportabel, la mayor parte del PIB es demanda interior pero si de Guindos está encantado con la devaluación interna no veo psibilidades de que el ahorro español se invierta a menos que estalleotra guerra civil.
Hola, amigos. Si yo fuera RAJOY, a estas horas estaría cagado de miedo, con las churrias escurriéndoseme por los pantalones, "perna abaixo". No es para menos. Después de medio año tratando de disimular, negar, mentir, escaquearse, contar medias verdades y mentiras enteras, de sí pero no, de no pero sí, al fin el hombre va dar la cara. No me gustaría estar en su pellejo; es mucha la rabia concentrada por el pueblo español en su jefe de gobierno, es mucha la frustración de los desocupados, de los desshuciados, de los despedidos, de losque estaban bien y están mal, contra tanto atropello, abuso, menosprecio y burla contra la gente. Todo en nombre de la mayoría, que seguramente hoy sería minoría. Solo tengo un ruego: Dios le ayude y a nosotros también. Con esa piel de rinoceronte que se gasta RAJOY, cualquier cosa es posible.
El `como sí´ es, evidentemente, el lugar de la apariencia; esa que ofrece el sesgo interesado que sirve para alcanzar la aprobación ajena necesaria para sostener el privilegio. Aunque en estos momentos ideológicamente cínicos, en los que la identificación al partido esta concernida por la alienación más absoluta, la mascará que servía de tapadera apenas tiene que esforzarse en ser algo más que un eufemismo absurdo: las evidencia de los hechos se rebate, desde tal privilegio, cambiando de el nombre las cosas. Así, los sobresueldos son sueldos; en su momento los datos publicados sobre ellos, fotocopias; los salarios que implican relación laboral, indemnizaciones en diferido; la lectura de un escrito en plasma, una comparecencia publica; recortar en el presupuesto, reformas; destrozar el nivel salarial, facilitar el despido y suprimir derechos, flexibilizar las relaciones laborales; obligar a la emigración, facilitar la movilidad exterior; que junto un sin fin más de expresiones “tipo” tras las que esconder las intenciones, son indecentes artilugios verbales ofrecidos al Servilismo Voluntario, dispuesto a aceptar la más absurda justificación como la razón más poderosa. Por eso existe el país del “como sí”. Por que no se trata de ser sino de parecer, como nos cuenta Lakoff, en la descripción de los marcos usados por esta “gente” en su lenguaje político. Lo que se vende, (que es de lo que se trata, -de la oferta de un producto con traje , corbata y cargado de intenciones ocultas, en lugar de un-compromiso-en-una-forma-de-hacer), se ofrece al estímulo que soporta la identificación, aquella que dirige las emociones, (a veces contra el otro mejor que en favor de la propia idea – recordemos que la prima de riesgo tenia nombre-) por encima de las razon, dado que, como en los Reality Show, el juicio del espectador, en este caso el votante, no se realiza sobre la realidad de nada, sino sobre efectos promovidos por el montaje: aquello que de más audiencia. Esta claro que un político hoy es un producto que nada tiene que ver con la publicidad en la que se le envuelve, ni el prospecto que se adjunta como programa; y lo que es peor, sin garantía: nadie nos lo va a cambiar cuando sale defectuoso o no cumple los requisitos en él establecidos. Esta mañana, ya estamos seguros, -no han dejado lugar a la duda-, tendremos una nueva escenificación.