Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

De momento, sin ampollas

Unos 200 mineros llegarán a la capital el 11 de julio tras caminar durante 19 días

Los 80 mineros que salieron ayer del municipio asturiano de Mieres cruzan Figaredo, también en el Principado.
Los 80 mineros que salieron ayer del municipio asturiano de Mieres cruzan Figaredo, también en el Principado. REUTERS

Jaime Martínez Caliero se levantó este viernes sabiendo que le esperaba una larga caminata. Este minero asturiano había quedado con otros 79 compañeros para partir a las diez de la mañana desde Mieres rumbo a Madrid, algo más de 400 kilómetros que recorrerán andando, en 19 etapas, en protesta por el recorte en las ayudas al carbón decidido por el Gobierno. Otros 80 mineros partieron de Villablino y Bembibre, en León, y 40 de Andorra, en Teruel.

La comitiva asturiana arrancó muy animada y arropada por miles de vecinos, que les despidieron entre aplausos. Un aliento que no les faltó a lo largo de todo el recorrido. “Tenéis que seguir en la lucha. Tenéis que defender lo nuestro”, les gritaban algunos de los que les salían al paso al verles cruzar su pueblo. Y si contaron con grandes dosis de aliento también recibieron alimentos y bebidas. En la furgoneta de avituallamiento que les acompaña cargaron empanadas y bollos preñados, cortesía de una panadería. Sobre la una del mediodía hicieron una parada para dar buena cuenta de ellos.

Los 18 grados y la llanura del trayecto contribuyeron a hacer llevadera la caminata. Así, 23 kilómetros y algo más de cinco horas después de la salida, llegaron a Campomanes, el primer destino. Las noches las pasarán en polideportivos, escuelas o locales que los Ayuntamientos les puedan ceder.

“La etapa no se nos ha hecho nada pesada. Ha sido muy tranquila y ha habido momentos incluso en los que íbamos más rápido de lo que habíamos pensado”, afirmaba Jaime. La ambulancia que les acompañará hasta Madrid, aportada por el Ayuntamiento de Caso, no tuvo que atender a ninguno de los participantes, entre los que solo hay unas cinco mujeres.

La fase de hoy sí se presenta muy dura: les toca subir el puerto de Pajares, zona en la que se pueden registrar desniveles de más del 15%.

Más información