Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
LA RESPUESTA A LA REFORMA LABORAL

Rubalcaba comparte con UGT y CC OO el rechazo frontal a la reforma laboral

Rubalcaba comparte con Méndez y Toxo el rechazo frontal al decreto

Rubalcaba comparte con UGT y CC OO el rechazo frontal a la reforma laboral Ampliar foto

“Nunca en democracia se había producido un ataque tan brutal contra los derechos de los trabajadores”. Esta afirmación de la número dos del PSOE, Elena Valenciano, tras la reunión de la Comisión Ejecutiva Federal del PSOE, recuerda inexorablemente a la que pronunció en el Congreso de los Diputados Mariano Rajoy, entonces en la oposición, contra las medidas de ajuste del Gobierno de José Luis Rodríguez Zapatero en mayo de 2010. Casi la totalidad de la reunión de la dirección del PSOE, dirigida por el secretario general, Alfredo Pérez Rubalcaba, se dedicó a analizar esta reforma con todo detalle y desde perspectivas múltiples. El líder del PSOE rehusó precisar si el partido va a apoyar oficialmente las movilizaciones del domingo que viene, aunque ha asegurado que es seguro que algunos dirigentes acudirán a las marchas "a título personal". "Si se decide acudir de forma oficial se lo comunicaremos", sentenció.

Por la tarde, Rubalcaba se reunió con los responsables de CC OO y UGT, Ignacio Fernández Toxo y Cándido Méndez, respectivamente, a los que mostró el total rechazo del PSOE a la reforma laboral que, a su juicio, permite a los empresarios "hacer mangas y capirotes" en su empresa. A juicio de Rubalcaba, "es una reforma de calado pero de calado muy negativo, que rompe un sistema de relaciones laborales en nuestro país, que da poder casi omnímodo a los empresarios y va a generar tal inseguridad en los trabajadores que no va a ayudar a la demanda".

Rubalcaba ha explicado que los equilibrios logrados con la negociación colectiva es lo que ha mantenido la paz social, "y ese equilibrio se rompe adecuadamente a favor de los empresarios, que ganan poder, y de qué manera, en detrimento de los trabajadores". El líder del PSOE ha anunciado que ha puesto al Grupo Parlamentario Socialista a trabajar en enmiendas a la reforma laboral, para incluir algunas de las que proponen los sindicatos. Van a votar que no al decreto ley por los "errores e injusticias que contiene". También ha anunciado que si encuentra elementos inconstitucionales en la nueva norma recurrirá ante el Tribunal Constitucional.

Algunos miembros de la ejecutiva socialista, entre ellos la madrileña Maru Menéndez, consideraron conveniente y necesario que el PSOE esté en las movilizaciones que han propuesto los sindicatos. No hubo respuesta en la ejecutiva. Rubalcaba explicó en conferencia de prensa tras reunirse con los sindicatos que “habrá socialistas en esa movilización” pero que aún no había decidido si algún representante de la dirección la secundará. El secretario general no tiene previsto acudir, según ha aclarado este lunes.

Rubalcaba analizó la reforma laboral con los secretarios generales de UGT y de CC OO, Cándido Méndez e Ignacio Fernández Toxo, con los que compartió el análisis y la crítica total a la reforma.

Desde la ejecutiva se desentrañó la reforma por muchos intervinientes. Comenzó la ronda el secretario de Programas y exministro de Trabajo, Jesús Caldera. Le siguieron Maru Menéndez, Abel Caballero —alcalde de Vigo y catedrático de Economía—, Pachi Vázquez —secretario general de los socialistas gallegos—, y otros muchos, que escudriñaron los cambios en la legislación laboral.

“Se trata de un ajuste ideológico y que amparándose en la crisis, cambia el modelo de sociedad con un desequilibrio total en las relaciones laborales. Todo el poder para los empresarios y debilitamiento para los trabajadores y los sindicatos”, diagnóstico Valenciano.