Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

Urkullu aprovecha el debate para intentar colar el derecho a decidir

Acusa de contradicción a PSOE y PP por sostener durante décadas que la Constitución es intocable

El PNV se ha encontrado con una oportunidad de oro para mostrar su perfil más soberanista y no está dispuesto a dejarla pasar. A escasos tres meses de las elecciones generales, el partido de Iñigo Urkullu quiere aprovechar la puerta que han abierto PSOE y PP en la Constitución, al pactar una reforma que limite el déficit, para anunciar su propia reforma de la norma fundamental que incluya el derecho de los ciudadanos vascos a decidir su futuro. El PNV es plenamente consciente de que su propuesta será abrumadoramente rechazada en Madrid. Está más destinada al revuelto electorado nacionalista, donde tiene un fuerte competidor, la coalición Bildu.

El PNV sostiene que PSOE y PP “han incurrido en una contradicción” al sostener durante décadas que la Constitución es intocable y, ahora “que les interesa, abren el melón de la reforma con un procedimiento exprés que dura dos días”, indicaron fuentes del partido. Urkullu aclaró en su blog: “Nos planteamos [la reforma] como una medida política profunda que propicie una solución de futuro al contencioso vasco”. Se basará en una enmienda al texto constitucional del PNV que decayó en 1978, y en la resolución aprobada por el Parlamento vasco en 1990 a favor del derecho a decidir de los vascos. El PNV no condicionará el apoyo a las medidas antidéficit a que el Gobierno facilite su propuesta.