El juez remite a las partes las grabaciones depuradas al Gürtel en la cárcel

Crespo a su abogado: “Estas iniciales son del cesado”

Las conversaciones entre los acusados y sus letrados prueban sobornos a políticos del PP Los defensores sacaron dinero de sociedades no bloqueadas tras hablar con los detenidos Correa supo que le estaban grabando y desde entonces les escribía las claves a sus abogados

Francisco Correa, en una foto de archivo.
Francisco Correa, en una foto de archivo. Alvaro Garcia

Los jefes de la red Gürtel reconocieron sobornos a políticos del PP, sacaron dinero de sociedades que no fueron bloqueadas en los primeros días de la intervención judicial y supieron, a finales de febrero de 2009, que les estaban grabando sus conversaciones con los abogados en la cárcel. Así se desprende de la transcripción que el juez Antonio Pedreira ha remitido a las partes tras eliminar muchos fragmentos de las conversaciones en aplicación de la decisión del Tribunal Superior de Madrid de anular en parte esta prueba.

El juez Baltasar Garzón ordenó la intervención de las comunicaciones en febrero de 2009 con el objetivo, según ha argumentado, de evitar nuevos delitos. Los pinchazos continuaron cuando el juez Antonio Pedreira se hizo cargo del caso a partir de marzo de 2009. Los abogados de los corruptos denunciaron a Garzón ante el Tribunal Supremo por considerar ilegal la intervención de las comunicaciones con sus clientes y por esa razón, el juez ha sido encausado por prevaricación.

La transcripción que ya tienen todas las partes incorpora fragmentos ya conocidos de las conversaciones y otros nuevos. En las grabaciones se observa la urgencia con la que abogados y clientes intentan moverse para sacar dinero de sociedades de la trama corrupta que aún no han sido intervenidas por el juez. Nueve agentes de la Unidad de Blanqueo se encargaron de las transcripciones y comunican al juez que hay más de dos horas de conversaciones que no han podido ser transcritas dado que no se pudo volcar el contenido de los discos donde se almacenan. Lo que sigue es un resumen de esas conversaciones.

BÚSQUEDA DE FONDOS

“Buena nueva: la sociedad no está bloqueada”

(24 de febrero de 2009)

Más información

José Antonio López (abogado): La buena nueva que te iba a decir, es que la sociedad de los locales de Boadilla no está bloqueada.

Pablo Crespo: ¿No? ¡Ah!

López: Entonces, si esto es así… Y podemos disponer, obviamente..., salvo que vosotros me digáis otra cosa.

Crespo: No, no.

López: Voy a atender primero a vuestras familias.

Crespo: Sí, sí.

López: Voy hacer un cálculo de, de... cinco meses por ejemplo, en base a los números que me habéis dado...

Crespo: Sí.

López: Porque claro [ininteligible] Boadilla hay dinero [ininteligible] para cinco meses de nuestras familias hay, pero claro .

Crespo: que podría ser tanto para nuestras... como para los defensores.

López: Vale.

Crespo: Que más o menos, ¿eh?

López: Más o menos...

Crespo: Quinientos mil...

López: ¡Ah!, vale.

LOS SOBORNOS AL PP

“¿Sabes de quién son las iniciales?”

En distintos libros de contabilidad incautados durante el registro de las sedes de la trama corrupta aparecen iniciales con cantidades importantes de dinero. Una de ellas correspondía a Alberto López Viejo, mano derecha de Esperanza Aguirre y consejero del Gobierno regional que se encargaba de todos sus actos. Otra de las iniciales era la de Benjamín Martín Vasco, diputado autonómico al que Aguirre confió en el Parlamento regional la presidencia de la comisión de investigación del espionaje político del Gobierno autónomo a adversarios de la presidenta dentro del PP. La operación contra la trama Gürtel se conoció el 6 de febrero de 2009. Aguirre destituyó a López Viejo solo cuatro días después. Esta conversación que ahora se transcribe tuvo lugar dos semanas después de aquellos hechos.

José Antonio López (abogado): Esto, esto de aquí, estas iniciales...

Pablo Crespo (número dos de la trama): Sí, son, son las de...

López: ¿Sabes quién son?

Crespo: Sí, sé quien es.

López: El tres.

Crespo: El cesado.

López: Alberto

Crespo: Sí.

López: Benjamín.

Crespo: Ah, sí.

López: Y Jacobo.

Crespo: ¡Ah!, vale, vale, vale, vale.

EVITAR LAS ESCUCHAS

“Se aprecia como están escribiendo en un papel”

Francisco Correa fue detenido el 6 de febrero. A primeros de marzo, tras numerosas conversaciones con sus abogados, el diálogo que se registra en las grabaciones es muy cauteloso, como si el jefe de la trama corrupta y el abogado con el que habla supieran que les están grabando.

López: Un apoderado tuyo. Piénsalo ¿eh? Si recuerdas...

Francisco Correa: Ya.

López: Algún nombre del procurador y nosotros lo buscamos.

(Se aprecia —observa la policía en la transcripción— cómo están escribiendo en un papel, desde el minuto 08’03” hasta el 08’14”).

Correa: Sí, sí, si hubiera riesgo, si aquí te dice que puede haber riesgo...

López: Lo hay seguro, eh Paco, lo hay seguro.

(Se aprecia —reiteran los agentes— cómo están escribiendo en un papel desde el minuto 09’30”, hasta el minuto 09’51”).

López: Ya, vale.

Correa: Con lo anterior que yo te mando lo vas sacando.

López: Vale, tú mandas.

Correa: Para que..., dilo, dilo claramente, que a ver si podemos tener tú y yo alguna conversación como dice la Constitución Española, en privado, y que no nos graben.

José Antonio Choclán (abogado de Correa): Por supuesto.

Correa: Pídelo en el Tribunal Superior de Justicia ya, que espero que sean correctos.

Choclán: Ya, ya, ya estoy haciendo cosas, ayer... (inaudible).

Correa: No, no, pero si es que además los propios funcionarios de aquí dicen que es impresionante, que no sé… Vamos… Y quiero que sepas que más de un funcionario quiere venir a declarar diciendo que nos graban.

Choclán: Es impresionante.

SUPUESTA TRAICIÓN

“A lo mejor le tienes que mandar un mensaje mío”

Un mes y medio después de la desarticulación de la trama, Correa habla con su abogado sobre José Ramón Blanco Balín, el hombre al que el jefe de la red Gürtel contrató como asesor jurídico para todas sus sociedades en el extranjero y otros negocios. De la conversación se deduce que Blanco Balín, también imputado en la causa, no colabora como desea Correa, que le manda algún recado con tono mafioso.

José Antonio Choclán (abogado): Ramón dice que él no..., que él no tiene... nada que hacer.

Correa: Pero si ha sido él.

Choclán: Que él no tiene capacidad de nada.

Correa: Pero si ha sido él.

Choclán: Ya lo sé.

Correa: Si es él el que me ha metido a mí ahí.

Choclán: Ya lo sé. Yo ya me temía cuál iba a ser la actitud suya. Pero ya ya ya pasaremos en su momento.

Correa: Aparte que cobraba él un dinero anual por llevar todos esos temas (…). A lo mejor le tienes que enviar un mensaje mío a Ramón.

Choclán: Sí, ya lo hemos mandado. Bastante explícito, bastante explícito... Ya se lo he dicho.

Correa: Cuando yo quiera (…). Es que cuando quiera, ¿eh?, vamos, es que me viene a hacer compañía.

CASO GÜRTEL

“Va a ser humo”

Crespo: Pero si al final... esto se va a quedar... de todas las imputaciones que han pretendido hacer, se va a quedar pues no sé si en la de... no, el blanqueo no sé cómo podrán demostrarlo, no lo sé, probablemente algún Delito contra la Hacienda Pública, es posible y no sé si la asociación ilícita encaja dentro de esos presupuestos, pero… porque después del cohecho, y del resto de las cosas que han esgrimido, son... vamos, va a ser humo, ¿eh?

Pablo Rodríguez (abogado): Ya está claro, está claro.

Crespo: Lo que pasa es que se han puesto en manos de... primero, de un tipo que es un chantajista profesional, que es el denunciante este, el Peñas [exconcejal del PP en Majadahonda que trabajó con Francisco Correa y al que la red corrupta financió un partido de nueva creación], y después en manos, para apoyarse y tal, de un par de delincuentes, que una es la tal lsabel Jordan [responsable de la principal empresa de la red Gürtel, a la que contrataba siempre la Comunidad de Madrid para los actos de Esperanza Aguirre] y otro es el famoso sastre, que me acaba de decir mi hija, además, que el otro día hizo también como unas declaraciones a EL PAÍS, como diciendo que yo le había recomendado...

LOS TRAJES DE CAMPS

“El sastre lo tendrá que demostrar”

El sastre José Tomás declaró a la policía, a la Fiscalía Anticorrupción y a Garzón que los trajes que encargaba para Francisco Camps los pagaba la red corrupta a través de Pablo Crespo. En la conversación, Crespo y su abogado hablan de esta circunstancia e intentan poner bajo sospecha al sastre, que ganó un litigio con la empresa en la que trabajaba, que le despidió tras destaparse el caso Camps.

Pablo Crespo: Exacto, y yo le digo, oye, tú di la verdad, no tengas ningún problema, di todo, y supongo que es la verdad lo que habrá declarado. Ahora dice que nosotros pagamos los trajes de Camps, eso es falso, y es tan falso que a ver cómo lo demuestra, pero quiero decir que al fin y al cabo un tipo que... al que su jefe... se querella contra él por haberle robado 400.000 euros, pues ya me dirás tú.

Pablo Rodríguez (abogado): Yo ya he dado los datos correspondientes de la denuncia que he leído en el Abc, a quien corresponda, para que empiecen a moverlo y se pida un exhorto si hace falta.

Archivado En:

Te puede interesar

Juegos

Crucigramas diarios

El crucigrama mini y una selección diaria en exclusiva de Mambrino y Tarkus

Sudoku difícil

Mejora día a día tu nivel con nuestros cinco niveles de dificultad

Lo más visto en...

Top 50