Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

Zapatero fía la recuperación económica al aumento de las exportaciones

El presidente defiende en Kazajistán el liderazgo internacional de las empresas españolas

Ante la atonía del consumo interno, el recorte del gasto público y la restricción del crédito, el Gobierno confía en el dinamismo del sector exterior como motor de la recuperación económica. “Las empresas que están más en el mundo son aquellas que son más competitivas y en donde estamos basando la recuperación económica”, ha proclamado esta mañana José Luis Rodríguez Zapatero ante el primer ministro kazajo, Karim Massinov, durante su primera visita a Astaná.

Zapatero ha acudido a este emporio petrolero de Asia Central acompañado por una “muestra muy representativa de empresas españolas que ostentan posiciones de liderazgo internacional en sectores como la energía, construcción, ingeniería,transportes, medio ambiente o infraestructuras”, según sus palabras. Aludía a los directivos de Repsol, Indra, Talgo, Maxam, CAF, Técnicas Reunidas, Abengoa o Airbus Military presentes en el acto.

El presidente ha destacado que “España es una de las economías más abiertas al mundo de la UE” y ha elogiado la eficacia con la que esta exrepública soviética “ha sabido superar el impacto de la crisis financiera y de la burbuja inmobiliaria”. Es difícil, sin embargo, que España pueda seguir su ejemplo, ya que Kazajistán basa su crecimiento en la abundancia de hidrocarburos y minerales como carbón o uranio en su subsuelo.

“España es una de las economías más abiertas al mundo de la UE", destaca Zapatero

La intervención de Zapatero ha precedido a la rúbrica de sendos convenios entre la CEOE y el Consejo Superior de Cámaras de Comercio y sus homólogos kazajos; y de tres acuerdos de colaboración entre Repsol, Indra y Técnicas Reunidas y las compañías locales KazMunaiGaz, Kazakhstan Engineering y Kazakh Institute of Oiland Gas, en los sectores de prospección de campos de gas y petróleo y guerra electrónica. El Gobierno kazajo exige a los inversores extranjeros que se asocien con compañías locales, por lo que la firma de estos acuerdos es un paso previopara la obtención de contratos. Massinov ha animado a las empresas españolas a invertir en su país y ha asegurado que la cooperación se traducirá en la creación de empleo en Kazajistán y España.

Algunas empresas, como Talgo o Indra tienen una larga trayectoria en Kazajistán, donde las inversiones españolas suman 800 millones de euros, aunque la balanza comerciales deficitaria para España en 300 millones.

Antes de abandonar Astaná, una ciudad de nueva planta levantada en medio de la estepa con los ingresos del petróleo, Zapatero se ha reunido con el presidente Nursultán Nazarbayev, que rige el país con puño de hierro desde su independencia hace dos décadas. A primera hora de la tarde volará a San Petesburgo (Rusia), donde esta noche cenará en privado con el presidente Dmitri Medvèdev, antes de clausurar mañana el foro económico en el que España es este año la nación invitada.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información