Camps impone a sus afines contra la decisión del PP de Alicante

El presidente provincial del PP alicantino, José Joaquín Ripoll, se despide de la Diputación

José Joaquín Ripoll, en una imagen de archivo.
José Joaquín Ripoll, en una imagen de archivo.JOAQUÍN DE HARO

El presidente del PP valenciano, Francisco Camps, no está por la labor de que se cuestione su labor. Quienes, hasta ahora, le habían plantado cara, un sector de los populares en Alicante encabezados por el aún presidente de la Diputación y presidente del PP provincial, José Joaquín Ripoll, han quedado hoy prácticamente barridos del panorama.

La Junta Electoral de la comarca de l'Alacantí había citado para esta tarde al PP y al PSPV para que formalizaran sus candidaturas a la Diputación provincial.

La cita iba a servir para dilucidar el enfrentamiento entre Camps y Ripoll después de que los concejales campsistas denunciaran una lista de candidatos y el Comité Ejecutivo del PP de Alicante aprobara otra diferente. Finalmente, ha ganado Camps, que se ha presentado su propuesta con el aval de 66 concejales, lo que formalmente impedía a Ripoll lograr el apoyo a la suya.

Ante la evidencia, José Joaquín Ripoll ni siquiera ha acudido al acto, después de intentar retrasar la convocatoria con dos recursos ante la junta electoral provincial para aplazar la elección de diputados de esta tarde alegando que primero debía resolverse la impugnación de dos mesas electorales en Torrevieja.

El antecedente de lo ocurrido en esta comarca hace prever que Camps impondrá más de 15 de los 20 diputados provinciales que logró el PP en las elecciones. Sin embargo, también habrá de enfrentarse a la posibilidad de una escisión, como ya ocurrió en Benidorm, y a la situación en la que ha dejado al presidente provincial de su partido, deslegitimado, pese a que fue quien le ganó el último congreso celebrado en la provincia.

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS