Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

El futuro de Ecuador se decide también en Madrid

Unos 25.000 ecuatorianos desbordan el centro de votación de la capital española para elegir a su futuro presidente

Elecciones Ecuador 2017 Ver fotogalería
Los ecuatorianos residentes en Madrid acuden a votar en la nave Boetticher en Villaverde. EL PAÍS

La democracia ecuatoriana ha invadido Madrid este domingo. Unos 25.000 votantes han acudido a La Nave Boetticher, en el barrio de Villaverde, donde se ha montado el único centro de votación en Madrid para las presidenciales de Ecuador. Una cola de más de 300 metros y esperas de dos horas marcaron la soleada jornada electoral. Es la primera vez en diez años que el nombre del presidente ecuatoriano Rafael Correa no estará en las papeletas. El proyecto "Revolución ciudadana" del actual Gobierno se juega en las urnas su continuidad y España no es una partida menor: unos 168.000 ecuatorianos están habilitados para votar, un 1,3% del padrón total.

“Voté por Lenín”, admite Carlos León. Se refiere a Lenín Moreno, el candidato de Alianza País, el movimiento de Rafael Correa. León tiene 50 años, es de la ciudad ecuatoriana de Cuenca, pero vive desde hace 24 años en España y espera que su país profundice el rumbo que inició el actual presidente. Lo mismo opina Carlos Salazar. “Valió la pena hacer la cola para ejercer mi derecho”, ha asegurado Salazar, que ha depositado su voto en Madrid en las últimas cuatro elecciones presidenciales. En España se han establecido 19 centros de votación.

Ecuatorianos votando este domingo en Madrid.

León y Salazar son dos de los que han logrado entrar al centro para votar. Las largas colas han comenzado a preocupar a los organizadores. “La orden es que a las 17.00 horas se emita el último voto”, ha aclarado la cónsul de Ecuador en España, Lorena Escudero. Los que no hayan depositado el sobre antes de esa hora, ya no podrán hacerlo más. “Es una pena que muchas personas no puedan votar. Hay mucho para mejorar, pero fue un éxito la convocatoria”, ha subrayado Fabricio Ortega, presidente de la Federación Nacional de Ecuatorianos en España. Esta organización ha realizado campañas para animar a que los ecuatorianos residentes en España acudan a las urnas.

Dentro del recinto el ambiente era tranquilo e incluso había mesas en las que no había cola para votar. “Hay más gente afuera que adentro. No hay quien ponga orden”, se ha quejado Mariana de Jesús, presidenta de una de las secciones. “Una afluencia de 25.000 votantes en un solo centro en el exterior es una experiencia única en el mundo”, ha destacado la cónsul, que considera que la afluencia masiva es una manifestación de la consciencia ciudadana que han adquirido los ecuatorianos en el extranjero durante el Gobierno de Correa.

Si el país sigue por el camino de Correa, va a ser como Venezuela

Ángel Ludeña, residente desde hace 18 años en Madrid

Ángel Ludeña no opina igual. “Es comunismo. Si el país sigue por el camino de Correa, va a ser como Venezuela”, ha sentenciado. Es uno de los que se ha acercado a votar porque quiere un cambio para su país. Y considera que estos comicios son los más reñidos en una década. Ludeña es chófer y vive desde hace 18 años en Madrid. Volvió a Ecuador hace tres años porque sus familiares le habían dicho que había oportunidades de vivir mejor. Él no las encontró: “Me siento más extranjero allí que aquí”.

No todos los que se acercaron a votar estaban informados sobre la actualidad política ecuatoriana. “Muchos no saben quienes son los candidatos. Incluso se acercan a las papeletas para ver quiénes son”, concede Angélica Polo Díaz, presidenta de otra mesa.

Este domingo no sólo se disputa la primera vuelta para elegir presidente en el país andino, también están en juego cargos para la Asamblea Nacional. Ester Cuesta, candidata a asambleísta por la circunscripción que representa a los ecuatorianos que viven en Asia, Europa y Oceanía por Alianza País, se acercó al centro de votación para apoyar a la organización. “Busco ser una voz de los migrantes en la asamblea”, ha asegurado. Si es elegida, tendrá que trasladarse a Quito, la capital ecuatoriana, para asumir el cargo.

Más información