Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

“Nuestros datos son nuestra identidad y debemos ser dueños de ella”

La impulsora de la nueva ley de protección de datos cree fundamental encontrar el equilibrio entre privacidad y seguridad

La comisaria de Justicia, Vera Jourová
La comisaria de Justicia, Vera Jourová. AFP

La comisaria de Justicia de la Unión Europea (UE), Vera Jourová, está muy satisfecha de haber conseguido lo que estaba bloqueado en las más altas esferas comunitarias desde finales de 2012: una ley de protección de datos adecuada a los tiempos digitales que corren. "Nuestros datos personales son nuestra identidad y debemos ser los dueños de ella", ha explicado este miércoles durante una entrevista con EL PAÍS y otros cuatro periódicos europeos.

Para la comisaria, que lleva dando la batalla en la UE para obtener una política de protección de datos desde que ocupó el cargo hace un año, se ha mostrado contenta por el "gran éxito" alcanzado entre el Consejo, la Comisión y el Parlamento Europeo el martes por la noche en Estrasburgo (Francia). Ahora se necesitan "al menos" dos años para implementar la nueva regulación que será un soplo de aire fresco a las directrices comunitarias que entraron en vigor hace la friolera de 20 años.

"Desde 1995 [fecha de la ley] hasta ahora han pasado muchas cosas", ha dicho la comisaria en clara referencia al escándalo de espionaje masivo por parte de Estados Unidos (EE UU) desvelado en 2013 por el exanalista de la Agencia Nacional de Seguridad (NSA) Edward Snowden, actualmente en el exilio en Moscú (Rusia). Jourová se refirió también a la reciente sentencia contra Facebook del tribunal de Luxemburgo por la que se le permitirá a un juez de un Estado miembro bloquear el envío de datos personales fuera del país comunitario en cuestión si no lo considera seguro.

Las "prioridades" de la Comisión Europea en este punto será la de comenzar una "gran campaña" en los 28 Estados miembros para que "todo el mundo" conozca sus derechos y sus obligaciones respecto a la protección y transferencia de datos. Pero dentro de la propia UE las posiciones respecto a la privacidad son bien dispares. Alemania y Austria, por ejemplo, son dos de los países más conservadores a la hora de ceder datos personales y privados a otras entidades, incluido si es por temas de seguridad. Por eso Bruselas quiere que la campaña sea lo más ajustada posible al público de cada Estado. "La campaña será para la gente (...). La campaña tiene que estar muy bien preparada", ha sostenido.

La segunda prioridad para esta comisaria será la creación de una hoja de ruta para los Estados que muestre el camino legal a seguir desde el jueves —cuando la comisión de libertades de la Eurocámara revalide su visto bueno— hasta el 2017, cuando Jourová quiere que esté todo listo.

Jourová asegura que la UE es "líder" en la protección de datos y espera que esta nueva ley pueda resultar de ejemplo para muchos otros países en el mundo.

Los atentados de París han puesto en jaque a la Unión Europea en muchos sentidos. Uno de ellos es el  hecho de compartir la información entre diferentes agencias y diferentes Estados miembros. Jourová es muy clara al afirmar que encontrar un equilibrio entre privacidad y seguridad es primordial, pero también es consciente de que "ante una situación de emergencia" es entendible que se renuncie a una parcela de privacidad para sentirse más seguro. "Siempre tiene que haber proporcionalidad", deja claro la comisaria.

Más información