_
_
_
_

Graves disturbios en Atenas en el aniversario de la muerte de un adolescente por disparos de la policía

Al menos siete personas han resultado heridas y otras 60 han sido detenidas, dos de ellas españolas .- La muerte del joven desencadenó el año pasado tres semanas de violentas protestas en el país

Tu suscripción se está usando en otro dispositivo

¿Quieres añadir otro usuario a tu suscripción?

Si continúas leyendo en este dispositivo, no se podrá leer en el otro.

¿Por qué estás viendo esto?

Flecha

Tu suscripción se está usando en otro dispositivo y solo puedes acceder a EL PAÍS desde un dispositivo a la vez.

Si quieres compartir tu cuenta, cambia tu suscripción a la modalidad Premium, así podrás añadir otro usuario. Cada uno accederá con su propia cuenta de email, lo que os permitirá personalizar vuestra experiencia en EL PAÍS.

En el caso de no saber quién está usando tu cuenta, te recomendamos cambiar tu contraseña aquí.

Si decides continuar compartiendo tu cuenta, este mensaje se mostrará en tu dispositivo y en el de la otra persona que está usando tu cuenta de forma indefinida, afectando a tu experiencia de lectura. Puedes consultar aquí los términos y condiciones de la suscripción digital.

Al menos siete heridos, 60 detenidos y graves daños materiales. Es el saldo de los disturbios que se produjeron este domingo en el centro de Atenas en el primer aniversario de la muerte de Alexis Grigoropulos, un joven de 15 años fallecido en 2008 por un disparo policial en el conflicto barrio donde se desencadenaron las tres semanas de protestas violentas en Grecia el año pasado. La violencia se desató al margen de una manifestación pacífica convocada por diversos partidos, asociaciones de estudiantes y sindicatos de trabajadores para protestar contra la violencia policial y la falta de justicia social.

Más de tres mil personas marcharon de forma pacífica con pancartas a favor de la libertad de expresión y contra la economía neoliberal, desde la Universidad de Atenas hasta el Parlamento en el centro de Atenas. Pero unos 400 radicales se separaron de la manifestación y se enfrentaron con piedras y bombas incendiarias con los antidisturbios, antes de tomar el rectorado de la Universidad de Atenas. La policía respondió con gases lacrimógenos y detuvo a 60 personas. Escaparates, coches y edificios han resultado dañados por las bombas incendiarias de los radicales. Los padres del joven fallecido han hecho un llamamiento para que las manifestaciones discurrieran de forma pacífica porque "la violencia no honra a nuestro hijo".

Entre los detenidos este fin de semana se encuentran dos españoles. La primera es una mujer, arrestada el sábado junto a otras 20 personas tras el allanamiento por la policía de un centro de reunión de grupos antisistema llamado Resalto, en el barrio capitalino de Keratisni. El segundo español fue también detenido el sábado junto a otras 70 personas tras unos disturbios con la policía en el conflictivo barrio ateniense de Exarhia, donde hace un año murió por disparos de los agentes Alexis Grigoropulos, de 15 años.

Las autoridades desplegaron durante el fin de semana a unos 10.000 agentes para hacer frente a los disturbios esperados por el aniversario. En la ciudad septentrional de Salónica, la segunda mayor de Grecia, se produjeron graves enfrentamientos entre radicales y las fuerzas policiales. También se han registrado importantes daños materiales y se han levantado barricadas con contenedores de basuras en llamas.

Uno de los manifestantes detenido por la policía griega
Uno de los manifestantes detenido por la policía griegaEFE
Este domingo, las calles de Atenas vuelven a encenderse. Graves disturbios y enfrentamientos entre unos 3.000 manifestantes y la policía. Incluso, un grupo de jóvenes antisistema ha logrado encaramarse en la fachada del parlamento griego y desplegar  simbología anarquista. Con estas movilizaciones, quieren recordar al joven de 15 años, muerto justo hace un año por un agente. Aquella muerte desencadenó entonces una oleada de disturbios y pillaje en Atenas, que se prolongó durante tres semanas y que parecen ahora haberse reproducido. Anoche, ya unos cien jóvenes radicales fueron detenidos tras el primer rebrote de violencia en este aniversario. Las autoridades griegas habían desplegado unos 6.000 agentes, que están intentando ahora dispersar a los manifestantes con botes de humo.Vídeo: AGENCIA ATLAS
Conocer lo que pasa fuera, es entender lo que pasará dentro, no te pierdas nada.
SIGUE LEYENDO

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
_
_